M. McConnell y Gretchen Whitmer figuran en la “lista de objetivos” del sospechoso de matar a juez en su casa

·4  min de lectura

Las autoridades de Wisconsin identificaron a Douglas K. Uhde, de 56 años, como el sospechoso de haber disparado a un juez retirado el viernes, según el Departamento de Justicia del estado.

El juez John Roemer, de 68 años, fue encontrado muerto en su casa de New Lisbon, Wisconsin, el viernes por la noche. Los agentes descubrieron al juez retirado atado a una silla con heridas de bala.

Udhe está hospitalizado en estado crítico tras haberse autoinfligido una herida de bala.

El presunto hombre armado fue condenado en 2005 por robo a mano armada y tiene un cargo anterior por posesión de armas en su historial. El juez Roemer presidió el juicio por robo en el que Uhde fue condenado a seis años de prisión, informa el Wisconsin State Journal.

Según el medio local WISN, el presunto hombre armado llevaba en su auto una “lista de objetivos” políticos, entre los que se encontraban el líder de la minoría del Senado de EE.UU., Mitch McConnell, la gobernadora de Michigan, Gretchen Whitmer, y el gobernador de Wisconsin, Tony Evers.

Los funcionarios dijeron solo que las personas de la lista han sido informadas y que no estaban en peligro. The Independent se puso en contacto con los investigadores principales, la División de Investigación Criminal de Wisconsin, para obtener comentarios.

La policía está investigando la muerte del juez Roemer como un homicidio y un acto de terrorismo doméstico. El audio de la policía indica que el hijo del juez Roemer podría haber estado en casa cuando se produjo el tiroteo.

“Esto parece ser un acto dirigido”, declaró el viernes el fiscal general de Wisconsin, Josh Kaul.

“El individuo que es el sospechoso parece haber tenido también otros objetivos. Parece estar relacionado con el sistema judicial”.

Un portavoz del gobernador Evers dijo que su oficina no comenta asuntos relacionados con su seguridad. The Independent se puso en contacto con las oficinas del presidente McConnell y con la oficina del sargento de armas del Senado para obtener comentarios.

“Aunque los reportes de noticias son muy preocupantes, no haremos más comentarios sobre una investigación criminal en curso”, señaló un portavoz de Whitmer a ABC News.

La gobernadora Whitmer ya fue objeto de un plan de secuestro en 2020 por parte de milicianos que la calificaron de “tirana” por sus políticas de covid-19. Los hombres planeaban secuestrar a la gobernadora de Michigan en una casa de vacaciones, someterla a un “juicio por traición” y liberarla en el lago Michigan en un barco.

En abril, dos de los acusados fueron liberados tras un juicio nulo y otros dos fueron declarados inocentes. Sus abogados argumentaron que solo habían estado alardeando de un complot y que habían sido atraídos a una conspiración por informantes del FBI.

El viernes, la policía llegó a la casa del juez Roemer después de que una persona que llamó al 911 reportara haber escuchado dos disparos desde el interior de la propiedad.

“El hijo dice que se despertó, vio a un hombre con un arma de fuego, una pistola, y que el sujeto no lo vio y que pudo salir de la casa por una ventana”, según un despachador del 911, de acuerdo con varios reportes.

Un equipo SWAT intentó negociar con el tirador, antes de entrar en la casa cuatro horas después, según el fiscal general.

Roemer, antes de convertirse en juez, fue fiscal, defensor público y reservista del ejército de EE.UU.

El tiroteo se produce después de una espantosa oleada de violencia con armas de fuego en EE.UU. En el espacio de varias semanas se han producido tiroteos masivos en un supermercado de Búfalo (Nueva York), en una escuela de Uvalde (Texas) y en un centro médico de Tulsa (Oklahoma).

El número de amenazas contra jueces ha aumentado en los últimos años, según datos de los US Marshals.

El hijo de la jueza de distrito de EE.UU. Esther Salas, Daniel Anderl, fue asesinado a tiros en su casa de Nueva Jersey en 2020 en un ataque de motivación racial. El abogado autodenominado “antifeminista” Roy Den Hollander se hizo pasar por un conductor de reparto de FedEx antes de disparar a Anderl. El abogado fue encontrado muerto más tarde con una herida de bala aparentemente autoinfligida.

El juez Salas ha estado impulsando un proyecto de ley federal para limitar la cantidad de información personal disponible sobre los funcionarios públicos después de que Nueva Jersey aprobara un proyecto de ley estatal similar, conocido como Ley de Daniel.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.