Un hombre que daba un paseo escuchó un ‘ruido’ que salía de una alcantarilla. No te pierdas el rescate

·2  min de lectura

Este lunes, un hombre que daba una caminata mañanera, hizo una descubrimiento poco usual en el barrio de Fort Lauderdale, Melrose Park: una perra atrapada en una alcantarilla.

“Fue un hallazgo realmente único”, dijo Steve Gollan, portavoz del Departamento de Rescates de Fort Lauderdale. “Hemos visto patos, gatos y otros animales que no han podido salir de las alcantarillas, pero casi nunca perros”.

En un video que la agencia colgó en su página de Facebook (acompañado de una música edificante) aparece un equipo de rescatistas cuando bajan una escalera para ayudar a la asustada perra, que parece ser una mezcla de pit bull.

La perra huele a su alrededor y mira hacia los hombres que están en la calle. Poco después, los rescatistas la sacan del húmedo sitio donde estaba.

“La dulce mamá se sintió aliviada de salir del agua”, dijo en una declaración la Sociedad Humana del Condado Broward, al hablar de la belleza que los rescatistas bautizaron como Nanna. Se desconoce con exactitud cómo Nanna quedó atrapada, pero, según Gollan, una residente que vive cerca llevaba unos tres días escuchando gemidos y ladridos, pero sabía de dónde provenían.

“Nunca pensó en mirar en la alcantarilla”, agregó.

El lunes, al filo de las 9 a.m., un hombre que daba un paseo por la barriada escuchó “algo que sonaba como un llanto y se acercó a echar un vistazo”, dijo Gollan. El buen samaritano pudo sacar la rejilla, pero la perra no salió, de modo que entonces llamó al 911.

Los rescatistas de Fort Lauderdale llevaron a Nanna a la Sociedad Humana. De acuerdo con Cherie Wachter, portavoz de la agencia, la perra, que parecía todavía estar amamantando a su cría, no podrá ser adoptada hasta que gane “varias libras”.

“Está muy flaquita”, dijo Wachte.

Varios visitantes de Facebook preguntaron por los bebés de la perra.

Los rescatistas buscaron a los cachorritos en la alcantarilla, y llevaron a Nanna por los alrededores para que tratara de olfatearlos, pero desafortunadamente no los encontraron, dijeron las autoridades.

Traducción de Jorge Posada