Hispanos confían en que su voto defina al presidente de EEUU

CLAUDIA TORRENS y GISELA SALOMON
·4  min de lectura

NUEVA YORK (AP) — Votantes hispanos en estados decisivos como Pensilvania, donde aún se disputa la elección presidencial de Estados Unidos, dijeron estar ansiosos y pendientes de las noticias el miércoles, conscientes de que su voto podría decantar la balanza hacia el presidente Donald Trump o su opositor, el candidato demócrata Joe Biden.

“Voté pensando en un presidente que tenga la sensibilidad de entender que gran parte de las personas que viven en los Estados Unidos provienen de diferentes países, diferentes culturas, diferentes idiomas, y eso no nos hace menos,” dijo María del Carmen Gutiérrez, una puertorriqueña de 56 años que vive en York, Pensilvania, y que votó el martes por primera vez por presidente.

“Todos perseguimos un sueño de tener una mejor vida y de ser tratados con total equidad”, dijo tras revelar que apoyó a Biden.

Tras las elecciones del martes por la noche, aún se desconocía el miércoles por la tarde el resultado electoral final en estados como Georgia, Michigan, Pensilvania o Nevada. La victoria de Biden en Wisconsin en último momento se perfiló con un paso importante para el candidato.

Con expectativas de números récord en votantes hispanos, grupos y organizaciones que lucharon por promover el voto latino hablaron el miércoles con energía y entusiasmo.

“Estuvimos durante meses llamando a miles de puertas porque sabíamos cómo de importante era este momento”, dijo Alex Gómez, de la organización sin ánimo de lucro LUCHA, en Arizona, que trabaja a favor de la justicia social.

En los comicios presidenciales de 2016 votaron unos 12,7 millones de latinos, según la Asociación Nacional de Funcionarios Latinos Elegidos y Designados, conocida como NALEO por su nombre en inglés. Para este año, la organización proyectó que votarían aún más hispanos: cerca de 14,6 millones.

No obstante, debido a la concurrida votación temprana, que ascendería a unos 8,6 millones, NALEO revisó sus previsiones y ahora estima que el voto latino podría ascender a más de 16 millones, la mayoría de ellos jóvenes de menos de 30 años que arrastraron consigo a sus familiares.

“En cualquier contienda electoral cerrada, el margen puede ser tan pequeño que el voto latino puede ser la diferencia”, expresó Juliana Cabrales, directora de participación cívica de la organización. “El voto latino viene haciendo la diferencia desde hace décadas en todas las casillas de la votación", dijo refiriéndose a cada uno de los escaños disputados.

En Wisconsin, la mexicana Rutilia Ornelas votó por primera vez el martes, un día después de juramentar como ciudadana estadounidense. Vive en el país desde hace más de 40 años.

La mujer, que se ha retirado después de haber trabajado durante décadas recogiendo tomates en California y en fábricas en Wisconsin, dijo que se animó a naturalizarse porque quería votar por un candidato que respete a los inmigrantes.

“Me siento tranquila porque fui a votar, pero también desesperada porque necesitamos un candidato que apoye a los pobres”, expresó Ornelas mientras cocinaba viendo las noticias por televisión en su casa en Milwaukee. “Me he animado. Mi voto es importante.. mientras más latinos votemos más va a ser la diferencia”, dijo la mujer de 65 años tras recordar que Trump calificó como “criminales” a inmigrantes mexicanos.

Indicó que sus cuatro hijos también votaron.

En Pensilvania un 7.8% de la población es hispana y en Michigan el porcentaje es del 5.3%

Alfonso Aguilar, partidario de Trump y presidente de la Alianza Latina por los Principios Conservadores, dijo el miércoles que el voto hispano no es “monolítico” y que eso se ha notado en lugares como la Florida, donde los latinos se decantaron por el presidente republicano. Predijo que lo mismo ocurrirá en Georgia y Carolina del Norte, donde hay muchos hispanos conservadores, señaló.

“Los demócratas han intentado crear esta percepción de que los hispanos son generalmente personas de izquierdas y eso no ha quedado demostrado en estas elecciones", dijo Aguilar.

El experto dijo que el mensaje de Trump resonó en muchos latinos: políticas que mejorarían la economía de familias trabajadoras y reducirían el desempleo y el nivel de pobreza.

Algunos expertos atribuyen el aumento de la cantidad de votantes hispanos este año a las preocupaciones y el impacto que ha tenido en la comunidad la pandemia de coronavirus y la caída de la actividad económica en el país, dos temas en los que se han focalizado las campañas políticas.

Gutiérrez, la puertorriqueña de Pensilvania, trabajó para una organización de inmigrantes movilizando el voto hispano en el estado a donde llegaron muchos de sus compatriotas que salieron de Puerto Rico después de los estragos causados por el huracán María en 2017.

Asegura que gran parte de sus compatriotas votaron por correo o depositaron en buzones especiales sus votos de manera anticipada por temor a la pandemia, y que los comicios tendrán un impacto también en el futuro de Puerto Rico.

“Lo que se decida aquí impacta directamente a Puerto Rico”, expresó la mujer. “Estoy convencida de que el voto hispano va a decidir quién va a liderar los próximos cuatro años del país”,

——

Salomon reportó desde Miami