Halle Bailey desea inspirar a toda una generación con su versión de La Sirenita

·4  min de lectura
Halle Bailey desea inspirar a toda una generación con su versión de La Sirenita
Halle Bailey desea inspirar a toda una generación con su versión de La Sirenita

Ya han pasado casi tres años desde que se anunció que Halle Bailey se había quedado con el papel principal en el remake live action de La Sirenita (92%). Casi de inmediato las redes sociales se llenaron de comentarios racistas y ataques directos para la actriz y cantante que era constantemente comparada con otras mujeres que algunos querían en ese rol. A pesar de las burlas y el rechazo generalizado, Bailey se mantuvo firme y ahora espera que su decisión y trabajo como Ariel inspire a otras niñas y jóvenes para seguir sus sueños y superar cualquier obstáculo que traten de imponerles.

Sigue leyendo: La Sirenita: Javier Bardem elogia el trabajo de Halle Bailey

La Sirenita, inspirada en el cuento de Hans Christian Andersen , es una de las cintas clásicas de Disney. Aunque bajo un lente más analítico se le puede criticar muchas cosas, en ese momento se convirtió en todo un suceso para una generación; de hecho, para varias. Ariel representaba a una joven decidida que quería explorar el mundo y tener la oportunidad de cometer sus propios errores. Muchas niñas se sintieron identificadas con la idea de escapar del control de los padres para encontrarse a sí mismas y mantenerse fieles a ello. Además, el trabajo de animación y las canciones también fueron muy importantes para la empresa en ese tiempo.

Con esto en mente, era claro que el proyecto sería parte de una nueva tendencia de Disney. La productora encontró una buena forma de acceder a las nuevas generaciones por medio de los remakes live action. De esta forma, la empresa no sólo trata de atraer a los que crecieron con estos títulos, también busca interesar a un público nuevo que muchas veces es más crítico. Con algunas alteraciones para cumplir con las exigencias de los nuevos espectadores, estos proyectos han resultado bastante bien tanto en taquilla como entre los críticos especializados. Cintas como Aladdin (70%), La bella y la bestia (71%) y La Cenicienta (83%) cumplieron su objetivo y crearon una demanda muy cuidadosa que puede dar buenos frutos a Disney por varios años.

Por supuesto, estas versiones no han estado libres de críticas, pues en muchos casos se considera que Disney manipula ciertas cosas para agradar a aquellos que alguna vez nombraron sus películas como misóginas u homofóbicas. Este punto seguirá dando mucho de qué hablar, al igual que el tema del racismo entre sus fans. Halle Bailey, por ejemplo, recibió de golpe un montón de ataques hacia su persona que buscaban incomodarla y hacerla sentir mal con ella misma, pues en muchas ocasiones la crítica iba dirigida también a su cuerpo y su aspecto en general. La gente sin mucho por hacer apuesta por un ridículo boicot para que no toquen a sus clásicos, como si las cosas hicieran mal en evolucionar.

También te puede interesar: Rachel Zegler explica cómo enfrenta las críticas por su versión de Blancanieves

La buena noticia es que Halle Bailey sabe que se quedó con el rol gracias a su talento. Además de ser actriz, ella tiene una trayectoria bastante completa como cantante junto a su hermana, y justamente fue su voz la que convenció a los productores del remake. En entrevista con Variety, la joven asegura que comprende la responsabilidad de dar vida a Ariel y hacerle justicia a la historia, pero también sabe que cuenta con una oportunidad única para romper una barrera e inspirar a otras jóvenes como ella a las que siempre se les ha dicho que no llegarán lejos con sus metas:

Quiero que la niña que hay en mí y las niñas como yo que están mirando sepan que son especiales y que deberían ser princesas en todos los sentidos. No hay razón para que no lo sean. Esa promesa era algo que necesitaba.

Bailey asegura que su familia no la abandonó durante los primeros ataques y le ayudaron a poner en perspectiva los hechos, incluyendo el que el racismo sigue siendo muy fuerte en Estados Unidos. Sus abuelos incluso le revelaron momentos que ellos mismos tuvieron que enfrentar en su juventud, así como el orgullo que sentían por la representación que podría cambiar la vida de una pequeña niña en alguna parte del mundo:

Fue algo inspirador y hermoso escuchar sus palabras de aliento, diciéndome: 'No entiendes lo que esto está haciendo por nosotros, por nuestra comunidad, por todas las niñas negras y morenas que se verán reflejadas en ti.'

Para mantenerse en pie ante la adversidad, Halle Bailey pensó en su propia infancia y cómo habría cambiado si Ariel hubiera sido una persona de color:

Lo que eso habría hecho por mí, cómo habría cambiado mi confianza, mi creencia en mí misma, todo. Las cosas que parecen tan pequeñas para todos los demás, son tan grandes para nosotros.

Después de muchos retrasos, La Sirenita por fin llegará a salas del mundo el 26 de mayo del 2023 y bajo la dirección de Rob Marshall la actriz compartirá créditos con Javier Bardem, Melissa McCarthy y Jonah Hauer-King.

No te vayas sin leer: La Sirenita: Halle Bailey dice que ella también ama a la Ariel original