Guerra Rusia-Ucrania. El conflicto alcanza el espacio: Rusia abandonará la Estación Internacional

·3  min de lectura
La Estación Espacial Internacional, de la que participa Rusia con otras potencias
La Estación Espacial Internacional, de la que participa Rusia con otras potencias

MOSCÚ.- La guerra en Ucrania no solo derrama sus efectos en el resto del planeta. Ahora también se expandió al espacio, con la decisión de Rusia de dejar la Estación Espacial Internacional (ISS, por sus siglas en inglés), el megaproyecto de cooperación más trascendente de los científicos aeroespaciales del mundo.

Rusia, uno de los países pioneros en la exploración espacial, anunció así que abandonará su participación en la ISS debido a las sanciones impuestas por Occidente por la invasión a Ucrania.

“La decisión ya fue tomada, no estamos obligados a hablar públicamente sobre ella”, dijo Dimitri Rogozin, el director general de Roscosmos, la agencia espacial rusa, a las agencias Tass e Interfax. “Puedo decir solo esto: en línea con nuestras obligaciones informaremos a nuestros socios del fin de nuestro trabajo en la ISS con un año de anticipación”, afirmó Rogozin.

A mediados de marzo, Rogozin había advertido que las sanciones occidentales contra Rusia podrían provocar la caída de la ISS, y pidió el levantamiento de las medidas punitivas. Según explicó, las sanciones, algunas de las cuales son anteriores a la invasión de Ucrania por parte de Moscú, podrían interrumpir el funcionamiento de las naves espaciales rusas que prestan servicio a la ISS.

En consecuencia, el segmento ruso de la estación -que ayuda a corregir su órbita con unas once maniobras correctivas al año- podría verse afectado, haciendo que la estructura de 500 toneladas “caiga al mar o a tierra”, escribió el jefe de Roscosmos en Telegram.

Los cosmonautas rusos Oleg Artemiev (centro), Denis Aatveev (derecha), y Sergei Korsakov, miembros de la tripulación de la ISS
Irina Spektor


Los cosmonautas rusos Oleg Artemiev (centro), Denis Aatveev (derecha), y Sergei Korsakov, miembros de la tripulación de la ISS (Irina Spektor/)

“El segmento ruso asegura la corrección de la órbita de la estación, incluso para evitar la basura espacial”, dijo entonces Rogozin, que expresa regularmente su apoyo al Ejército ruso en Ucrania en las redes sociales.

Al publicar un mapa de los lugares donde podría caer la ISS, señaló que era poco probable que fuera en Rusia. “Pero las poblaciones de otros países, especialmente las dirigidas por los «perros de la guerra», deberían pensar en el precio de las sanciones contra Roscosmos”, continuó, calificando de “locos” a los países que impusieron sanciones. Rogozin también planteó en febrero la amenaza de que la estación espacial cayera a la Tierra, mientras arremetía contra las sanciones occidentales en Twitter.

El 1 de marzo, la NASA dijo que estaba intentando encontrar una solución para mantener la ISS en órbita sin la ayuda de Rusia. Las tripulaciones y los suministros son transportados al segmento ruso por las naves espaciales Soyuz.

El espacio es uno de los últimos ámbitos en los que Estados Unidos y Rusia siguen cooperando. A principios de marzo, Roscosmos anunció su intención de dar prioridad a la construcción de satélites militares, ya que Rusia se encuentra cada vez más aislada como consecuencia de la guerra en Ucrania. Rogozin también anunció que Moscú dejaría de suministrar los motores de los cohetes estadounidenses Atlas y Antares. “Que se vayan al espacio en sus palos de escoba”, escribió.

Agencias ANSA y AFP

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.