Sin grieta: Mar del Plata unifica esfuerzos públicos y privados para impulsar el verano pospandemia

·5  min de lectura
Mar del Plata se prepara para el primer verano pospandemia
Mara Sosti

MAR DEL PLATA.– Todo comenzó con un video que a principios de junio subió a redes sociales el periodista y conductor Julio Lagos. Mostraba íntegra la primera edición de Mar del Plata Levanta el Telón, un evento que en 1988 presentaba a todas las figuras de aquella temporada a partir de un esfuerzo común y compartido entre todos los medios y principales empresarios locales, competidores siempre, pero esa vez unidos para promocionar la ciudad.

“¡Volver a vivir!”, replicó entonces el empresario teatral Carlos Rottemberg, con 43 temporadas de experiencia aquí, decidido a buscar revancha a partir de diciembre después del último verano signado por los efectos del coronavirus, el movimiento de viajeros limitado y una mayoría de salas cerradas o, en el mejor de los casos, con mínimas programación y cantidad de espectadores.

“Ganas hay, quedan fuerzas, sobra necesidad”, dijo entonces, y activó contactos entre todos los sectores involucrados en la oferta turística de estas playas. Privados y públicos, más allá de pertenencias políticas. “En esto no hay grieta”, dijo a LA NACION luego de recibir apoyo unánime de los gobiernos municipal (Juntos por el Cambio), provincial y nacional (Frente de Todos) hacia el objetivo de convertir a Mar del Plata en la “primera gran vidriera nacional pospandemia”.

Las playas de Mar del Plata, un imán que atrae multitudes en verano
Mara Sosti


Las playas de Mar del Plata, un imán que atrae multitudes en verano (Mara Sosti/)

Anticipó que se trabaja desde los distintos ámbitos para que el próximo fin de semana largo sea “un mojón” y punto de partida de lo que anhelan una gran temporada, que se espera cargada de una fuerte y variada propuesta de atracciones y favorecida por las restricciones y limitaciones vigentes –tanto sanitarias como económicas– para los viajes al exterior. Las últimas y concurridas vacaciones de invierno y los resultados de agosto son una muy buena señal.

Fuentes del municipio anticiparon que entre el 8 y el 12 de octubre, feriado puente mediante, habrá recitales, desfiles, torneos de surf y pesca, variedad de propuestas culturales y primeras marquesinas encendidas, como faro que marca el rumbo de lo que vendrá hacia fin de año.

“Tenemos muchas expectativas para esa fecha, tan tradicional porque recibimos mucha gente, pero además por el valor simbólico como lanzamiento de una perspectiva de turismo de todo el año”, dijo a LA NACION el intendente Guillermo Montenegro, que aspira a “una progresiva vuelta a la actividad lo más parecido a lo que era antes de la pandemia, pero con todos los cuidados a los que nos acostumbramos”. “Queremos que Mar del Plata vuelva a brillar”, remarcó.

La gastronomía, uno de los rubros que espera el repunte tras la crisis generada por la pandemia
Mara Sosti


La gastronomía, uno de los rubros que espera el repunte tras la crisis generada por la pandemia (Mara Sosti/)

Hace una semana coincidieron aquí el ministro de Turismo de la Nación, Matías Lammens, y el ministro de Producción, Ciencia e Innovación Tecnológica bonaerense, Augusto Costa, para reunirse con referentes del empresariado y el comercio marplatenses. Escucharon las propuestas y prometieron acompañar con medidas y políticas de Estado.

Más conectividad

Los operadores privados plantearon no solo la necesidad de condiciones para el despliegue de actividades, siempre adecuadas a la seguridad sanitaria que el contexto demanda. También exigieron un esfuerzo en el cuidado de la seguridad, las mejoras imprescindibles en infraestructura, el mantenimiento de los paseos turísticos y una mayor conectividad.

“Solicitamos la mayor frecuencia posible de vuelos para vincular de manera directa al turista del interior, no solo para beneficio de esta ciudad, sino de toda la costa atlántica”, confió a LA NACION el empresario Fernando Piovano, integrante de lo que comenzó en 2017 como una mesa chica que busca trabajar por Mar del Plata y el año pasado, con el impacto de la pandemia, se amplió a casi 250 privados. No solo aportaron para asistencia social, sino que comparten ideas y proyectos para que la ciudad remonte este próximo verano y tenga continuidad año tras año y cada mes, más allá de la oferta tradicional de sol y playas.

Mar del Plata se prepara para el primer verano pospandemia
Mara Sosti


Mar del Plata se prepara para el primer verano pospandemia (Mara Sosti/)

La esperada muy buena temporada se empezará a construir con mucha promoción, en medios y con eventos en la Capital, principal emisor de turistas. Habrá acciones previas al fin de semana largo de octubre y otras a comienzos de noviembre. Se eligió el Patio de los Lecheros, en Caballito, para mostrar durante cuatro jornadas la gastronomía marplatense y las propuestas de la hotelería. Por allí también desfilarán varios de los artistas que harán temporada en la costa. “No importa a qué teatro, pero a todos les insistimos en que este verano vayan a Mar del Plata”, resalta Rottemberg.

De las gestiones recientes ante autoridades nacionales y provinciales aparecen los primeros resultados. Algunos buenos, otros por ahora no tanto. La Provincia acaba de aprobar protocolos para el regreso de congresos y convenciones, un rubro fundamental para la hotelería y los servicios durante buena parte de la temporada baja.

Pablo Baldini, principal productor de espectáculos musicales en la ciudad, propuso para el fin de semana largo de octubre shows de Los Nocheros, Valeria Lynch, Miguel Mateos y David Lebón en el Estadio Polideportivo. Fito Páez, Vicentico, Wos, Los Cafres, Las Pelotas y Attaque 77 para noviembre. Y Lola Becerra en diciembre. El aforo permitido a la fecha es de 50%, más 20% vacunados, sobre el tope máximo de 1000 espectadores fijado por el gobierno nacional. El empresario solicitó una ampliación de cupo con un plan especial de cuidados sanitarios, que quizá se convierta en prueba piloto para extender a todo el país.

Mar del Plata quiere ser la primera gran vidriera nacional pospandemia
Mara Sosti


Mar del Plata quiere ser la primera gran vidriera nacional pospandemia (Mara Sosti/)

“Para generar grandes producciones necesitamos mínimo 50% de aforo, pero sin límite”, explicó a LA NACION y citó que el escenario local propuesto puede albergar entre 8000 y 10.000 espectadores. “Con 4000 nos alcanza, siempre en un contexto de absoluta seguridad sanitaria”, remarcó. Para octubre, al menos por ahora, no hay autorización. Para los siguientes meses, habrá que esperar.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.