Grecia reabre escuelas con la vista puesta en la llegada de la tercera ola

Atenas, 1 feb (EFE).- Grecia reabrió las escuelas de secundaria este lunes al mismo tiempo que el temor a una tercera ola protagonizada por las mutaciones obliga al Gobierno a endurecer las restricciones en las zonas con más contagios del país después de semanas de relajamiento.

Cuando se anunció la apertura de los institutos hace diez días, después de casi tres meses cerrados, las autoridades esperaban poder abrir todos los niveles de secundaria a principios de febrero.

Sin embargo, el aumento de contagios en la última semana en muchos municipios y, en especial, en la región capitalina, donde vive el 40 por ciento de la población, han obligado a restringir las medidas en estas zonas rojas.

En estas regiones con alta incidencia solo han podido abrir los niveles inferiores de los institutos y se han restringido los comercios que han vuelto a aplicar la recogida por encargo.

Además, en las tiendas de ropa, zapatos y librerías, los clientes que habían tenido durante dos semanas la posibilidad de acudir a las tiendas con distancia de seguridad y aforo limitado, algo que no ocurría desde octubre, las compras solo pueden hacerse mediante cita previa para poder acceder y comprar dentro de los locales.

Estas mismas restricciones adicionales, a las que se añade un aumento del toque de queda de 6 de la tarde a 5 las cinco de la mañana (salvo en Atica, donde se mantiene a partir de las nueve de la noche), se aplican en el resto de zonas rojas del país, como en la isla de Lesbos y Mikonos o en Patras, tercera ciudad mas grande del país.

Por si fuera poco, en Salónica, segunda ciudad mas poblada, se detectó este domingo el primer caso de la variante sudafricana, lo que ha hecho saltar las alarmas al encontrar esta cepa más peligrosa en un cura de 36 años que ya había pasado el coronavirus hace dos meses.

El viceministro de Protección Civil, Nikos Jardaliás, y el presidente de la Organización Nacional de Salud Pública (EODY), Panayiotis Arkumaneas, se trasladaron a Salónica para una reunión de emergencia tras conocer la presencia de esta cepa en el país.

Mientras cada vez más municipios entren en la zona roja el miedo a la propagación de esta mutación se suma a los 173 casos de la variante proveniente de Reino Unido que ya preocupaba a los expertos.

Ante esta situación, el ministro de Sanidad, Vasilis Kikilias, ha convocado una videoconferencia urgente este lunes para establecer un plan operativo destinado a preparar el sistema sanitario nacional ante la posibilidad de una tercera ola. Desde que comenzó la pandemia, Grecia, con cerca de once millones de habitantes, ha acumulado 156.957 casos y 5.796 fallecimientos por covid-19.

(c) Agencia EFE