La grada culé se lanza a la yugular de Ronald Koeman (y no por el Bayern)

  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
·3  min de lectura
En este artículo:
  • Disculpa el inconveniente.
    Algo salió mal.
    Inténtalo de nuevo más tarde.
BARCELONA, SPAIN - SEPTEMBER 14: Ronald Koeman, Manager of FC Barcelona reacts during the UEFA Champions League group E match between FC Barcelona and Bayern München at Camp Nou on September 14, 2021 in Barcelona, Spain.  (Photo by Quality Sport Images/Getty Images)
Todas las mirillas culés apuntan aRonald Koeman. (Foto: Quality Sport Images/Getty Images)

El Bayern Munich ha dado la impresión de estar empezándose a cansar de jugar con el Barcelona. Con un poco de ritmo durante un corto periodo le ha bastado para someter al equipo de Ronald Koeman que, sin embargo, está siendo atizado por la afición culé por motivos distintos al hecho de haber perdido contra el coloso alemán, cosa que ya tenía asumida.

Había pocos soñadores barcelonistas que guardaban expectativas con respecto al duelo de la Champions League frente al todopoderoso equipo germano. La inmensa mayoría tenía claro que no hay color entre unos y otros y no esperaban ni tan siquiera rascar un empate, pero sí ver ciertos detalles que les hiciesen ser optimistas con el futuro a corto plazo. Pues ha sucedido todo lo contrario.

Más allá de tener enfrente a un gigante siendo en estos momentos en Europa un conjunto corriente más, en lo que a nivel futbolístico se refiere, la grada del Camp Nou se ha topado con un panorama dantesco. Su equipo no ha sido capaz de tirar un tiro entre los tres palos defendidos por Neuer. No le había pasado esto al Barcelona en toda su historia en competición continental y, seguramente, pocas veces al Bayern el sentirse nulamente asediado. Hasta cualquier equipo de la Bundesliga empuja lo suficiente como para generarle al menos una ocasión, se llame Borussia de Dortmund o Friburgo.

¿Quién es el culpable de que todo esto haya pasado? Pues, para los hinchas azulgranas, el entrenador. El azote contra Ronald Koeman está siendo tremendo, incluso un clamor pidiendo a Joan Laporta hacer un esfuerzo de 13 millones -que es lo que cuesta echarle- para poder perderle de vista.

La cuestión no es que juegues contra el Bayern, es cómo lo has hecho, qué sensaciones has transmitido a tus futbolistas, esperando atrás, algo insólito en la historia del club. Ha generado una atmósfera 'loser' y las críticas se multiplican con el paso de los minutos. Tampoco ha ayudado nada el hecho de que esta semana el holandés haya afirmado que gracias a él, el Barça tiene futuro:

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un contenido no disponible por tus preferencias de privacidad

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.