Gonzalo Caballero, intervenido por segunda vez tras la grave cogida en Las Ventas

HOLA.COM

Con motivo del día de la Hispanidad, la madrileña plaza de Las Ventas acogía este sábado una corrida de toros con el nombre de Gonzalo Caballero en el cartel. Sin embargo, la tarde se empañó cuando el joven diestro, de 27 años, se enfrentaba al su primer toro de la tarde, Clavero, perteneciente a la ganadería de Valdefresno.  Al entrar a matar, el joven recibía una cornada en la ingle izquierda. Inmediatamente, su cuadrilla salto al coso para trasladarlo de inmedianto a la enfermería de la plaza donde fue intervenido por el doctor Máximo García Padros. Tras esta operación, esta noche ha tenido que volver a pasar por el quirófano en el hospital San Francisco de Asis, de Madrid.

Gonzalo Caballero, intervenido por segunda vez tras la grave cogida en Las Ventas

Tras más de tres horas, la intervención ha concluido con éxito, aunque el torero deberá permanecer unos días en la Unidad de Cuidados Intensivos. La cornada de entre 25 y 30 centímetros, seccionó la arteria femoral por lo que ha tenido que sometido a una reconstrucción de los vasos sanguíneos muy delicada. Sus amigos no se han separado de su lado durante todo el tiempo que estuvo en quirófano. 

Gonzalo Caballero, intervenido por segunda vez tras la grave cogida en Las Ventas

Victoria Federica, que según ABC se encontraba en la andanada del 9, se encontraba especialmente preocupada y bajó rápidamente al comprobar cómo su amigo era sacado de la plaza a gran velocidad. La hija de la infanta Elena y Jaime de Marichalar, gran aficionada a los toros como su madre y su abuelo, don Juan Carlos, es además muy amiga de Gonzalo Caballero, con el que es habitual verla compartir su tiempo libre: cenas, cine, visitas al hipódromo... De hecho, durante meses se ha especulado con la posibilidad de que entre los dos hubiera algo más que una simple amistad y apuntaban a que el diestro era el primer amor de la joven, que lo conoció mediante su hermano, Felipe.

Es la segunda cogida a la que se enfrenta este año Gonzalo Caballero que ya sufrió una cornada en la en la cara externa tercio medio del muslo izquierdo durante la octava corrida de San Isidro en mayo. Como en esta ocasión, el diestro tuvo que ser intervenido en la enfermería de la plaza y posteriormente trasladado al hospital de la Fraternidad. Tras una semana recibió el alta, pero no fue hasta agosto cuando pudo reincorporarse a los ruedos.