Con golpes, liberan a integrante de Madres Buscadoras de Sonora

·3  min de lectura

HERMOSILLO, Son., octubre 24 (EL UNIVERSAL).- Tras horas de intensa búsqueda de la rastreadora Francisca Leticia Álvarez Rivera, privada de la libertad por hombres armados, fue liberada con vida, pero fue golpeada.

Cecy Patricia Flores Armenta, líder del colectivo Madres Buscadoras de Sonora, informó que la integrante del grupo fue regresada con fuertes golpes.

"Por medio de esta plataforma Madres Buscadoras de Sonora les agradecemos por toda su colaboración, a la ciudadanía en general por su gran apoyo y su lucha para la liberación de la compañera Leticia", publicó el colectivo en Facebook.

"Gracias a él esfuerzo y la presión, hoy alrededor de las 9:00 AM por medio de una llamada telefónica se nos informó de la liberación con vida de la compañera Leticia, ya está estamos atendiendo a la compañera".

"Gracias a Dios y a todas las personas que nos apoyaron después de horas de lucha incansable Leticia vuelve a casa sana y salva con fuertes golpes pero está viva, una gran bendición muchas gracias a todas las personas que estuvieron al pendiente".

Informaron que la buscadora ya está con su familia.

Francisca Leticia Álvarez Rivera, integrante del colectivo Madres Buscadoras de Sonora fue privada de la libertad por hombres armados y con el rostro cubierto.

Alrededor de las 23:00 horas del sábado 30 de octubre, la mujer fue llevada por la fuerza de su domicilio ubicado en el fraccionamiento Los Pinos, ubicado al poniente de la capital de Sonora.

Leticia busca a su hijo Alick Alfredo Rousse Álvarez, desaparecido el 27 de julio del 2020 y a su esposo Julián Francisco Castillo Félix, desaparecido el 17 de agosto del 2020, en Hermosillo.

Buscadoras son hostigadas por el crimen organizado

A pesar de que no buscan culpables, sólo a sus seres amados, el colectivo Madres Buscadoras de Sonora ha sufrido varías embestidas por parte del crimen organizado.

El jueves 15 de julio, hombres armados entraron a la vivienda de Gladys Aranza Ramos Gurrola y se la llevaron por la fuerza.

Minutos después fue localizada en la entrada de la comunidad rural de Ortiz, municipio de Guaymas, Sonora.

Aranza Ramos buscaba a su esposo Brayan Omar Celaya Alvarado, desaparecido el 6 de diciembre del 2020.

Ceci Patricia Flores Armenta fue acogida por el Mecanismo de Protección para Personas Defensoras de los Derechos Humanos de la Secretaría de Gobernación por amenazas de muerte, desde el pasado 18 de julio.

La líder del grupo busca a su hijo Alejandro de 21 años de edad, fue privado de la libertad, el 30 de octubre del 2015, en Los Mochis, Sinaloa.

La madrugada del 4 de mayo del 2019, hombres armados se llevaron a otros dos de sus hijos, Marco Antonio de 31 años y Jesús Adrián de 15 años de edad. Días después, sicarios le regresaron a su hijo menor con vida.

La desaparición de los dos jóvenes motivó la creación de este grupo de búsqueda en mayo del 2019.

Este colectivo con sede en la capital del estado, tiene presencia en Villa Juárez, Cajeme, Huatabampo, Navojoa, Guaymas, Caborca, Nogales, Puerto Peñasco, San Luis Río Colorado, en la Costa de Hermosillo y en el resto de los municipios de Sonora tienen una representante.

Ha sumado esfuerzos para realizar mega búsquedas con agrupaciones hermanas de Sinaloa y Baja California.

Este colectivo es el más grande y con mayores resultados en el estado.

Desde su creación, el 4 de mayo del 2019, las Madres Buscadoras de Sonora han localizado poco más de 500 cuerpos, 300 personas con vida entregadas a sus familiares y han localizado más de 300 fosas clandestinas.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.