El Gobierno italiano rechaza críticas de la derecha por el terrorista de Niza

Agencia EFE
·3  min de lectura

Roma, 30 oct (EFE).- La ministra del Interior italiana, Luciana Lamorgese, rechazó hoy las críticas de la oposición de derecha, encabezada por Matteo Salvini, que ha pedido su dimisión tras saberse que el terrorista tunecino de Niza llegó a Europa tras desembarcar en una barcaza en la isla de Lampedusa.

"Esto es un ataque a Europa, no hay ninguna responsabilidad de nuestra parte", dijo Lamorgese en declaraciones a la televisión pública RAI.

La titular de Interior respondía así a la exigencia de que dimitiera y de que se cierren los puertos italianos a la inmigración ilegal lanzada ayer por su predecesor en el cargo, Salvini, y otros líderes de la derecha como Giorgia Meloni, de Hermanos de Italia.

"Este es el momento de terminar con la controversia y estar cerca del pueblo francés y de otros países europeos", insistió.

"He escuchado hablar sobre los decretos de seguridad (de Salvini) que nosotros habríamos modificado", señaló Lamorgese.

"Pero quiero decir que los decretos de seguridad crearon inseguridad porque 20.000 personas tuvieron que salir de la noche a la mañana de un centro de acogida, y nosotros hemos tratado de tener en cuenta la exigencia de seguridad del país, no dispersando a todos por el territorio nacional", añadió.

La ministra italiana dijo que "el tunecino que asesinó a tres personas en Niza no había sido denunciado por las autoridades tunecinas ni por la inteligencia".

Lamorgese señaló que es "hora de cerrar esta polémica" y recordó que en otros atentados terroristas en Europa en el pasado, como en el metro de Londres o las Ramblas de Barcelona, no se acusó a gobiernos por le llegada de estos terroristas.

Los partidos de la derecha en Italia pidieron ayer que el Gobierno de Giuseppe Conte cierre los puertos a los migrantes, después de conocerse que el terrorista que mató ayer a tres personas en una iglesia de Niza es un tunecino que llegó a las costas de Lampedusa (sur) en septiembre en una barcaza junto con otros migrantes.

Según la agencia italiana Adnkronos, el terrorista es Brahim Aoussaoui, de 21 años, y llegó a la isla de Lampedusa el 20 de septiembre, el mismo día en el que una veintena de barcazas con principalmente tunecinos a bordo también alcanzaron sus costas.

Estuvo a bordo de otra embarcación en las costas de Lampedusa durante dos semanas de cuarentena, medida que Italia impone a los migrantes rescatados para prevenir los contagios por coronavirus, y el 8 de octubre fue trasladado a un centro de acogida de Bari, en Apulia (sur).

La Fiscalía de Agrigento (Sicilia, sur) abrió una investigación en su contra por posible complicidad e incitación a la inmigración ilegal y poco después le fue notificada una orden de expulsión del territorio italiano, según las mismas informaciones.

"La imagen de Italia está hoy en las televisiones de todo el mundo, desde Francia a Estados Unidos, de Brasil a Alemania, de Australia a Reino Unido, porque el terrorista (...) llegó en una barcaza a Italia. ¿Y qué hizo el Gobierno?, ¿lo detuvo, lo identificó? No", dijo Salvini, que bloqueó a los barcos de ONG con migrantes a bordo cuando fue ministro del Interior entre 2018 y 2019.

(c) Agencia EFE