El Gobierno les impuso una multa millonaria al Santander y al BBVA por presuntas estafas que sufrieron sus clientes

·3  min de lectura
Paula Español, secretaria de Comercio Interior de la Nación Argentina
Comercio Interior

La Secretaría de Comercio Interior multó por $10 millones a los bancos Santander y BBVA. El organismo que conduce Paula Español impuso una sanción millonaria a las entidades bancarias por considerarlas presuntamente responsables de no proteger a sus clientes y usuarios de estafas y fraudes bancarios.

La hora de la verdad será dentro de un mes

La Dirección Nacional de Defensa del Consumidor y Arbitraje en Consumo, que depende del ministerio a cargo de Matías Kulfas, resolvió que “incumplieron la obligación de garantizar la seguridad” en cuanto a la protección de datos personales, cuentas e intereses económicos de sus clientes. El Gobierno argumentó que las entidades no asumieron la responsabilidad frente a sus clientes ante la vulneración de datos personales y estafas dentro del sistema financiero.

BBVA y Santander recibieron la sanción máxima de $5 millones cada uno, que estable la Ley de Defensa del Consumidor. Las entidades confirmaron a LA NACION que ya fueron notificados de la multa y que se encuentran analizando los pasos a seguir. “Recibimos la notificación y lo vamos a apelar. Desde marzo y abril de 2020 venimos haciendo prevención de ciber estafas con comunicaciones a nuestros clientes a través de todos los canales sobre qué hacer para no compartir claves y que los ciberdelincuentes generen estafas”, dijeron fuentes consultadas del banco Santander.

Desde la entidad sostuvieron que realizaron campañas en educación financiera y prevención, además de reforzar las medidas de seguridad de sus sistemas virtuales para evitar estafas. “Hay poco que pueda hacer una entidad, sea un comercio o un banco, si un cliente entrega la clave a un ciber estafador. Hace tiempo que tenemos una línea de estafas para que el cliente pueda hacer la denuncia inmediatamente. Cuando el cliente se da cuenta de que le entregó la clave de la cuenta a un ciber estafador, llama a esa línea, bloqueamos la cuenta y el dinero no puede salir”, agregaron.

BBVA por su lado no definió todavía si va a apelar la multa. “La sanción recibida se encuentra en análisis ́para evaluar las acciones a adoptar. Destacamos que estamos enfocados en continuar informando a nuestros clientes, por todas las vías de comunicación oficiales, las medidas y acciones preventivas que deben tener en cuenta ante situaciones sospechosas para evitar este tipo de fraudes de terceras personas ajenas al banco”, dijeron fuentes de BBVA y alegaron que cumplen con los más altos estándares internacionales en seguridad de la información y seguridad informática.

El argumento del Gobierno para imponerles la mayor sanción es que los bancos deben monitorear las operaciones que se realizan por medio de sus plataformas, aplicaciones, dispositivos y canales de atención para garantizar que sean seguros para los datos personales y el dinero de los consumidores.

Además, multaron con $5 millones al Banco Supervielle por el presunto incumplimiento a la obligación de informar, ya que de acuerdo al Gobierno la entidad bancaria no brindó mecanismos a los clientes para comunicarse y reclamar por los productos y servicios que tienen contratados y por debitar cargos no convenidos a los consumidores obligándolos a pronunciarse por la negativa para evitar su cobro.

Según el comunicado del ministerio de Desarrollo Productivo el último año los reclamos por fraudes y estafas dentro de los servicios financieros aumentaron un 286%. En el primer cuatrimestre de 2020, los reclamos fueron 340, mientras que en el mismo período de este año se recibieron 1312.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.