Gobierno de Haití advierte a ex soldados

Más destacado

PUERTO PRINCIPE, Haití (AP) — El gobierno haitiano advirtió el viernes a un grupo de ex soldados que han estado escondidos durante los últimos seis meses que no tolerará ninguna acción que altere el orden público.

El comunicado sugirió que los otrora soldados, los cuales avergonzaron al gobierno y a la misión de paz de Naciones Unidas con su presencia de estilo paramilitar, podrían estar planeando una nueva campaña pública.

El comunicado del Ministerio de Defensa decía que había recibido información de que ex soldados preparaban montar manifestaciones públicas intentando presionar a las agencias gubernamentales para "obtener privilegios injustificados".

Los veteranos y sus jóvenes reclutas se exhibieron durante meses con uniformes camuflados desiguales y algunos llevaban fusiles y pistolas.

Pero el grupo de aspirantes a soldados pasó a la clandestinidad en mayo luego de arrestos a causa de una marcha que atrajo a cientos de ex soldados y sus reclutas que quieren que el presidente Michel Martelly cumpla su objetivo de campaña de reactivar al ejército de Haití, que se disolvió en 1995.

Martelly dijo como candidato, y poco después de asumir la presidencia, que quería revivir las fuerzas armadas.

Algunos diplomáticos extranjeros apuntaron que el dinero se invertiría mejor si se dedica a una famélica fuerza policíaca. Martelly señaló que se necesitaba estudiar cuidadosamente la creación del ejército, pero todavía esperaba revivir una fuerza que pudiera proteger las fronteras, la costa y los pocos bosques que aún le quedan al país.

La marcha de mayo en la capital provocó que la policía arrestara a 50 personas por cargos de conspiración y se cerraron las viejas bases militares que los ex soldados habían ocupado ilegalmente. La mayoría de los líderes del grupo se dio a la fuga. Quienes en otros tiempos eran fáciles de encontrar, apagaron sus teléfonos celulares y su paradero sigue siendo desconocido.

Hubo rumores de que los líderes planeaban organizar una manifestación el domingo —día festivo de temática militar— en una ciudad densamente poblada al suroeste de la capital, llamada Carrefour, cerca de una antigua base militar que habían tomado y usado como cuartel general. Nunca aparecieron.

El periódico Le Matin informó el viernes que la policía incautó armas de fabricación casera, uniformes y radios de comunicación en una redada el día anterior en un antiguo campamento militar al norte de la capital.

Frantz Lerebours, portavoz de la policía, dijo que había oído hablar de la operación, pero no pudo confirmar inmediatamente el reporte del diario.

Cargando...