Gobierno de Ecuador y grupos indígenas instalan mesas de diálogo tras protestas

·2  min de lectura
IMAGEN DE ARCHIVO. Leonidas Iza, líder de la organización indígena CONAIE, se dirige a la multitud tras la firma de un acuerdo entre las organizaciones indígenas y el gobierno, en medio de protestas contra el gobierno del presidente de Ecuador, Guillermo Lasso, y el alto costo de vida, en Quito, Ecuador

QUITO, 13 jul (Reuters) - El Gobierno de Ecuador y líderes de grupos indígenas comenzaron el miércoles unos 90 días de diálogos sobre subsidios, condonación de deudas y otros acuerdos que pusieron fin a las recientes protestas en contra de las políticas económicas del presidente Guillermo Lasso.

Las manifestaciones estallaron el 13 de junio y duraron más de quince días, dejando al menos ocho muertos y afectando severamente a la industria petrolera de Ecuador, su principal fuente de ingresos. Los indígenas forzaron recortes en los precios de los combustibles y cambios en las políticas petroleras y mineras, entre otros.

El acuerdo para poner fin a las manifestaciones requiere que se instalen mesas técnicas para dialogar sobre diez temas, comenzando con esfuerzos para enfocar los subsidios a los combustibles en los sectores que más los necesitan y una revisión de las deudas de los pequeños agricultores con los bancos públicos y privados.

También se discutirán los derechos laborales y de empleo, los controles de precios y los esfuerzos del gobierno para expandir el desarrollo petrolero y minero para elevar el ingreso nacional, a lo que se oponen los grupos indígenas.

Lasso ha dicho que las recientes protestas habrían sido financiadas con dinero del narcotráfico y que el gobierno investiga posibles conexiones criminales, lo que ha sido desmentido por los indígenas.

"Ratificamos nuestra voluntad de diálogo (...), pero necesitamos parar las descalificaciones", dijo el presidente de la mayor organización indígena, CONAIE, Leonidas Iza, al inicio de los diálogos. "Nosotros venimos con humildad, pero no podemos ser humillados".

Los gobiernos anteriores no han podido implementar un mecanismo efectivo para focalizar los subsidios a los combustibles para beneficiar a los sectores más vulnerables.

Entre enero y mayo de este año, los subsidios a los combustibles le costaron al gobierno unos 1.700 millones de dólares, según datos del Ministerio de Energía.

"Estamos aquí dando la cara, poniendo nuestro contingente con funcionarios del gobierno dispuestos a abordar con seriedad las soluciones que el país necesita", dijo el ministro de Gobierno, Francisco Jiménez, en la reunión. "Habrá cuestiones en las cuales nos tocará debatir y sobre las cuales tendremos diferentes lecturas".

El Gobierno planea destinar unos 1.400 millones de dólares en gasto social durante lo que resta del año.

(Reporte de Alexandra Valencia, Editado por Manuel Farías)

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.