Gobierno de Colombia y guerrilla ELN acuerdan continuar el diálogo de paz en febrero

CARACAS, 21 ene (Reuters) - El Gobierno de Colombia y el Ejército de Liberación Nacional (ELN) superaron el impasse surgido por la decisión del presidente Gustavo Petro de declarar un cese bilateral al fuego que no habían acordado y dijeron el sábado que continuarán en México el próximo mes el diálogo en búsqueda de la paz.

Colombia declaró y luego suspendió un alto al fuego bilateral con el grupo rebelde izquierdista después de que el ELN negó haber llegado a un acuerdo con el Gobierno para suspender las hostilidades.

El Gobierno colombiano dijo que se trató de un malentendido y que solo buscaba anticipar el cese al fuego al que el grupo guerrillero había manifestado su apoyo previamente.

Las partes se reunieron en Caracas esta semana y acordaron realizar un segundo ciclo de negociaciones el próximo 13 de febrero en México, que es uno de los países garantes de las conversaciones junto con Noruega, Venezuela, Cuba y Chile.

"En dicho ciclo se abordará el tema de la participación de la sociedad en la construcción de la paz. De manera simultánea se empezará a tratar y acordar un cese al fuego bilateral", dijo un comunicado emitido tras culminar la reunión extraordinaria.

El Gobierno de Colombia y el ELN aseguraron que se hará un examen conjunto de los logros y dificultades en la implementación de los acuerdos realizados en el primer ciclo y se mantendrán los mecanismos de comunicación durante los periodos en los cuales no está reunida la mesa de diálogos.

"Para que funcione (el cese al fuego) hay que acordar reglas de juego y protocolos y a su vez esos protocolos cubren a las Fuerzas Armadas y al ELN. Eso va a demandar un tiempo", dijo Pablo Beltrán, jefe de la delegación del grupo insurgente, quien sostuvo que esperan avanzar "sustancialmente en el acuerdo" en el próximo encuentro de México.

SITUACIÓN SUPERADA

El grupo rebelde es considerado como una organización terrorista por Estados Unidos y la Unión Europea.

Otty Patiño, jefe de la delegación del Gobierno de Colombia, dijo que la "situación de incomprensión momentánea quedó superada en la mesa" y aseguró que "el cese al fuego quedó como un tema de primer orden (...) hay que trabajarlo y tratarlo, establecer un procedimiento para que ese desescalamiento del conflicto se vaya dando".

La cancillería de Venezuela dijo en otro comunicado que saluda "la decisión de las partes en cuanto al respeto y fiel cumplimiento de los acuerdos alcanzados, lo que coadyuva al fortalecimiento de la mesa de diálogo".

Petro, quien asumió la presidencia en agosto del 2022, se comprometió a buscar acuerdos de paz o de rendición con todos los grupos armados para poner por fin a un conflicto interno que de casi seis décadas ha dejado 450.000 muertos y millones de desplazados.

El ELN inició en 2017 una negociación de paz en Ecuador en el Gobierno del expresidente Juan Manuel Santos que posteriormente se trasladó a Cuba.

Pero su sucesor Iván Duque no la continuó debido a que el grupo rebelde no aceptó exigencias como la suspensión de hostilidades, a lo que se sumó un ataque con un carro bomba a una academia policial en Bogotá que dejó 22 cadetes muertos en enero de 2019.

Las negociaciones de paz de anteriores gobiernos con el ELN, que es acusado de financiarse del secuestro, la extorsión, el narcotráfico y la minería ilegal, no avanzaron debido a sus posiciones radicales, una cadena de mando difusa y disensos entre sus filas.

(Reporte de Mayela Armas en Caracas y Luis Jaime Acosta en Bogotá. Información adicional de Johnny Carvajal)