Gobierno de Colima contratará deuda por 600 mdp para pagar aguinaldos

·2  min de lectura

COLIMA, Col., diciembre 17 (EL UNIVERSAL).- Ante la falta de respuesta del gobierno federal a la solicitud de adelantar participaciones de 2021 para solventar el pago de aguinaldos, el gobierno de Colima analiza la contratación de un nuevo préstamo a corto plazo hasta por 600 millones de pesos. El mandatario estatal, Ignacio Peralta Sánchez, indicó que la deuda es una de las opciones que se contemplan para solventar los compromisos de fin de año, pues ésta sería la primera vez en que la entidad no recibe apoyo del gobierno federal para cerrar el año.

Recordó que en 2019 el gobierno federal envió 400 millones de pesos como adelanto de participaciones. Se esperaba que este año hiciera algo similar para sólo tener que solicitar un endeudamiento por 200 millones de pesos. Apenas en junio pasado, el Congreso local autorizó al mandatario contratar un empréstito de 740 millones de pesos que serían utilizados para concluir las instalaciones del Centro de Control, Comando, Comunicaciones, Cómputo, Coordinación e Inteligencia (C5i), concretar la reconversión hospitalaria para atender la pandemia de Covid-19 y concluir la remodelación del Palacio de Gobierno.

En esa ocasión Peralta atribuyó la crisis financiera del gobierno del estado a que durante la pasada administración, encabezada por el también priísta Mario Anguiano, la deuda pública del estado se triplicó de 820 millones de pesos a dos mil 805 millones de pesos. El gobernador afirmó que, si no se aprueba el nuevo crédito, su administración entraría en la peor crisis en los últimos 100 años, pues sus niveles de liquidez serían prácticamente nulos. Según el Observatorio ¿Cómo vamos? Colima, en 2015 —primer año de gobierno de Peralta— se realizó un pago importante a la deuda. Sin embargo, ésta no disminuyó, lo que significa que solamente se refinanció y lo mismo ha ocurrido entre 2016 y 2019, pues aunque el pago de la deuda va en aumento, la deuda sigue creciendo. El Observatorio señala que desde 2011, cuando la deuda estatal aumentó 86% respecto al año anterior, el nivel de endeudamiento del estado ha tenido un crecimiento constante en promedio de 12.3%.