Giro. Alberto Fernández dijo que ahora cree que la muerte de Nisman "fue un suicidio"

LA NACION
·3  min de lectura

El presidente Alberto Fernández aseguró que ahora está "convencido" que la muerte del fiscal Aberto Nisman "fue un suicidio", en un giro de sus opiniones anteriores, cuando antes de reconciliarse con Cristina Kirchner se inclinaba por la hipótesis del asesinato.

"Yo estoy convencido que fue un suicidio, después de dudarlo mucho, no voy a mentir", declaró este miércoles en declaraciones a Radio 10, tras criticar a la Justicia al atribuirle cambios de posturas de acuerdo al momento político.

El fiscal Nisman fue encontrado muerto en su departamento el 18 de enero de 2015, luego de acusar a la presidenta Cristina Kirchner por el presunto encubrimiento de los iraníes señalados como autores atentado contra la Asociación Mutual Israelita de Argentina (AMIA).

El Presidente viene cambiando su postura sobre la muerte desde que era crítico al kirchnerismo al presente, cuando comparte gobierno con Cristina Kirchner.

Amado Boudou vuelve a la cárcel: así lo definió el juez Obligado

Al ser entrevistado en 2017 para el documental "Nisman: el fiscal, la presidenta y el espía", Alberto Fernández había dicho: "Hasta el día de hoy dudo que se haya suicidado". Para ese momento todavía no se había reconciliado con la actual vicepresidenta.

Además, el Presidente participó en su oportunidad en la marcha por la muerte del fiscal, que agrupó en 2015 a algunos de los fiscales más representativos de Comodoro Py para reclamar el esclarecimiento de la muerte.

Sin embargo, horas después de la difusión del documental de Netflix, el Presidente expuso un primer giro en su postura acerca de si se trató de un suicidio o un asesinato. Luego de declarar en el documental que dudaba de que hubiera sido un suicidio, Fernández aseguró que actualmente "las pruebas acumuladas no dan lugar a pensar en que hubo un asesinato".

Contagios: Alberto Fernández, Horacio Rodríguez Larreta y Axel Kicillof, en estado de alerta, pero sin nuevas restricciones

En aquella oportunidad, en una entrevista con Clarín, el mandatario criticó también los peritajes de la Gendarmería: "Yo soy un abogado y, ante una muerte como esa, siempre me permito dudar. Sin embargo, siempre dije que esa duda me llevaba a afirmar la teoría de la novela policial: 'Dime quién se beneficia con el crimen y te diré quien es el asesino'. [...] Siendo así, era obvio que si se trataba de un crimen Cristina era la única perjudicada. Por lo tanto, ella debía ser ajena al hecho", dijo el Presidente. "En verdad no dije nada novedoso en el documental ni digo nada novedoso ahora. Cuando me entrevistaron en el documental yo dije lo que siempre dije. No sé si lo mataron a Nisman. Pero si así fuera, la única perjudicada con esa muerte era Cristina. Siendo así, hay que descartar que ella pudo haber tenido que ver con eso", dijo más tarde a LA NACION.

Este miércoles, Alberto Fernández terminó por expresarse convencido de la hipótesis del suicidio. "Yo estoy convencido que fue un suicidio, después de dudarlo mucho, no voy a mentir", dijo. Fue después de criticar que "el tema de la justicia va a cambiando de acuerdo a momentos políticos".