George W. Bush felicitó a Biden y aseguró que la elección fue "honesta"

LA NACION
·2  min de lectura

El expresidente estadounidense George W. Bush felicitó hoy al presidente electo, el demócrata Joe Biden. Si bien dijo que el mandatario saliente, Donald Trump, "tiene derecho" a pedir que se revisen los votos, aseguró que "los estadounidenses pueden tener confianza en esta elección honesta, cuya integridad será confirmada y cuyo resultado es claro".

"Aunque tenemos diferencias políticas, conozco a Joe Biden y sé que es un buen hombre que ha aprovechado la oportunidad que ha tenido para liderar y unificar a nuestro país", dijo Bush en un comunicado.

8N. Minuto a minuto: con apoyo opositor, el Gobierno enfrenta el octavo banderazo desde que asumió el poder

"El presidente electo ha reiterado que aunque era el candidato demócrata, gobernará para todos los estadounidenses. Le he ofrecido lo mismo que ya ofrecí a los presidentes Trump y (Barack) Obama: mis oraciones para que tengan éxito y mi compromiso de ayudar de todas las formas que pueda", añadió, según la agencia de noticias Europa Press.

Bush también felicitó a su correligionario Trump y sus seguidores por su cosecha de apoyo en las urnas. "Ha conseguido el voto de más de 70 millones de estadounidenses, un logro político extraordinario", subrayó.

En su discurso de victoria anoche en Wilmington, Delaware, "el presidente electo reiteró que fue el candidato demócrata pero que gobernará el país para todos los estadounidenses", agregó Bush, quien agradeció a Biden su "mensaje patriótico".

En momentos en que Trump se niega conceder la victoria a Biden alegando irregularidades, Bush subrayó la participación récord en la elección, algo que consideró un síntoma de la buena "salud de la democracia" de Estados Unidos, según reseñó la agencia de noticias AFP.

"El presidente Trump tiene derecho a exigir recuentos y presentar recursos legales", pero "los estadounidenses pueden tener confianza en esta elección honesta, cuya integridad será confirmada y cuyo resultado es claro", agregó.

En las elecciones de 2000, Bush y su rival demócrata Al Gore quedaron cabeza a cabeza en el estado clave de Florida, con una diferencia a favor del republicano de poco más de 500 votos. Gore pidió el recuento de miles de boletas ignoradas por las máquinas de votación, pero a la postre la Suprema Corte otorgó la victoria a Bush debido al vencimiento de los plazos para designar a los electores del Colegio Electoral.