Un gel podría reparar los daños provocados por un infarto

·2  min de lectura

La medicina es una ciencia que nunca deja de avanzar, pero no es tan habitual que se anuncien hallazgos que puedan mejorar la vida de millones de personas. Sí, de millones. Porque la innovación que acaban de presentar investigadores británicos afecta a una de las principales causas de muerte en todo el mundo: el ataque al corazón.

El infarto agudo de miocardio no solo provoca un devastador número de muertes 'directas', sino que suele dejar secuelas importantes en aquellos que sobreviven al evento.

Además de limitar la calidad de vida de quienes lo sufren, a menudo se producen complicaciones que pueden llegar a ser mortales. Y es que el corazón no es precisamente un órgano que pueda presumir de una gran habilidad para regenerarse.

¿Qué se puede hacer entonces para reparar los daños producidos por un infarto? La solución podría estar en un gel biodegradable que se inyecta directamente en el corazón y que produciría unos efectos nunca antes logrados por la ciencia.

El infarto agudo de miocardio es una de las principales causas de muerte en el mundo. Imagen vía Getty.
El infarto agudo de miocardio es una de las principales causas de muerte en el mundo. Imagen vía Getty.

Pongámonos un poco técnicos para entender bien la magnitud del hallazgo realizado por la Universidad de Manchester y cómo actúa este innovador gel en nuestro órgano más preciado.

Los infartos se producen cuando se interrumpe el flujo sanguíneo a un tejido como consecuencia de la obstrucción de un vaso, de modo que las células dejan de recibir los nutrientes y el oxígeno que necesitan y acaban muriendo.

El gran problema es que las células que conforman el músculo del corazón apenas se regeneran, así que donde se ha producido la lesión se forma una cicatriz. Cómo regenerar el tejido cardiaco lesionado es un reto aún no resuelto. Y no será porque no se ha intentado...

Ha habido propuestas curiosas como la activación de oncogenes y otras más 'asentadas' como el uso de células madre. Pero hasta el momento ninguna ha ofrecido resultados tan esperanzadores como los obtenidos por la British Heart Foundation.

El innovador gel biodegradable está compuesto de péptidos en el que las células madre, reprogramadas para convertirse en cardiomiocitos, son capaces de prosperar e incluso desarrollar un latido de manera espontánea. Este gel se inyectaría directamente en el corazón, donde se solidificaría y proporcionaría un soporte ideal para la regeneración del tejido cardiaco.

Tejido muscular cardiaco visto al microscopio. Imagen vía Getty.
Tejido muscular cardiaco visto al microscopio. Imagen vía Getty.

Se trata de un avance prometedor, pero aún no podemos cantar victoria: el estudio se encuentra en una fase inicial y todavía falta estudiarlo en modelos animales antes de llegar a probarlo en pacientes humanos.

Si los buenos resultados obtenidos in vitro se replican en organismos vivos, el proyecto podría traducirse en un avance revolucionario en medicina regenerativa con el potencial de salvar millones de vidas. Crucemos los dedos... y apoyemos más a la comunidad científica.

VÍDEO | La señal que alerta de la necesidad de una reanimación cardiopulmonar a una persona inconsciente

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.