El gasoducto Barcelona-Marsella no estará listo hasta 2030 - ministra francesa

La ministra francesa de Transición Energética, Agnès Pannier-Runacher, en Paris

MADRID, 28 oct (Reuters) - La construcción de un gasoducto submarino que conectará Barcelona y Marsella no se completará probablemente antes de 2030, ya que aún se encuentra en una fase muy preliminar, según declaró el viernes la Ministra de Energía de Francia.

En una entrevista concedida al diario español El País y a otros medios de comunicación, Agnès Pannier-Runacher afirmó que el proyecto, denominado BarMar, tardará más en construirse que el gasoducto MidCat que cruza los Pirineos y al que sustituye.

"Requerirá más tiempo, más bien el plazo apunta a 2030", dijo, y añadió que el objetivo era "estar en condiciones de transportar esencialmente hidrógeno, en vez de desarrollar una infraestructura gasística que más adelante podría convertirse para el hidrógeno".

El proyecto conjunto de España, Portugal y Francia servirá principalmente para bombear hidrógeno "verde" y otros gases renovables a la red europea, en un momento en que el continente se enfrenta a una crisis energética marcada por la subida de los precios y el riesgo de escasez de suministro de gas tras la invasión rusa de Ucrania a principios de este año.

La semana pasada, la ministra española de Energía, Teresa Ribera, dijo que el BarMar tardaría entre cuatro y cinco años en estar operativa.

Sin embargo, Pannier-Runacher dijo que, si bien la fecha de entrega en 2030 es uno de los escenarios que se barajan, se dispondrá de un calendario más concreto una vez que un grupo de trabajo presente sus primeros análisis en la próxima cumbre EuroMed-9 de los países del sur de Europa en diciembre.

Añadió que una de las razones para descartar el proyecto MidCat era que los expertos habían dicho que construir un gasoducto y convertirlo después en transporte de hidrógeno no funcionaría.

"En cambio, si se concibe inicialmente como una infraestructura para hidrógeno, costará más cara, pero es posible".

(Reporte de David Latona; editado en español por Flora Gómez)