Cuando el fútbol femenino estuvo prohibido en Inglaterra durante más de medio siglo

·4  min de lectura
Las jugadoras de Inglaterra levantan el título de la Eurocopa tras ganar la final a Alemania en Wembley. (Foto: Catherine Ivill / UEFA / Getty Images).
Las jugadoras de Inglaterra levantan el título de la Eurocopa tras ganar la final a Alemania en Wembley. (Foto: Catherine Ivill / UEFA / Getty Images).

It's coming home!, It's coming home!”, cantaban las jugadoras de la selección inglesa tras ganar la Eurocopa al imponerse este 31 de julio en la final a Alemania por 2-1 con prórroga. Y es que por fin el fútbol ha vuelto a casa, como pedía el tema oficial de la Euro de 1996 disputada también en Inglaterra que acabó convirtiéndose en un himno.

El Mundial de 1966 es el único título que tiene en sus vitrinas la selección masculina de fútbol de Inglaterra. Desde entonces todo han sido sinsabores, infortunios y decepciones, que estuvieron a punto de acabar en la Eurocopa de 2021, en la que los Three Lions llegaron a la final, pero cayeron ante Italia en Wembley por penaltis.

Un año después las Three Lionesses sí han logrado lo que no pudieron conseguir los hombres ganando el título continental en un Wembley abarrotado con 87.192 espectadores. Su hito tiene aún más mérito teniendo en cuenta que el fútbol femenino estuvo prohibido en Inglaterra durante más de medio siglo. Y eso que en la década de los 20 llegó a ser enormemente popular.

La Primera Guerra Mundial obligó a muchos hombres de buena parte de Europa a abandonar sus trabajos para luchar en el frente y sus puestos fueron ocupados por mujeres. En 1917, un grupo de empleadas de una fábrica de municiones de Preston, al noroeste de Inglaterra, comenzó a jugar al fútbol con los aprendices durante los descansos y, tras comprobar que eran capaces de superarlos, fundaron oficialmente su propio equipo, el Dick, Kerr's Ladies.

Las jugadoras del Dick, Kerr's Ladies, el equipo que propició el auge del fútbol femenino en Inglaterra durante los años 20 del siglo pasado. (Foto: Gircke / ullstein bild / Getty Images).
Las jugadoras del Dick, Kerr's Ladies, el equipo que propició el auge del fútbol femenino en Inglaterra durante los años 20 del siglo pasado. (Foto: Gircke / ullstein bild / Getty Images).

Aquel combinado comenzó a organizar partidos para recaudar dinero y ayudar a los heridos en la guerra y rápidamente atrajo a multitudes. Mujeres de otras fábricas decidieron también fundar sus equipos y se produjo un repentino auge del fútbol femenino por toda Inglaterra. La fama de las Dick, Kerr Ladies les llevó a disputar partidos no solo en su país, sino que también llegaron a viajar por parte de Europa e incluso a Estados Unidos.

Un partido de las Dick, Kerr Ladies frente al St Helen's, que terminó con 4-0 para las primeras, disputado en el Goodison Park de Everton el Boxing Day de 1920 llegó a reunir a 53.000 espectadores, récord en Inglaterra hasta que el equipo británico venció a Brasil en Wembley durante los Juegos Olímpicos de Londres 2012 frente a 70.584 personas.

Las Dick, Kerr Ladies jugando un partido frente a un combinado de Escocia en 1921. (Foto: Hulton Archive / Getty Images).
Las Dick, Kerr Ladies jugando un partido frente a un combinado de Escocia en 1921. (Foto: Hulton Archive / Getty Images).

Gracias a su popularidad, las Dick, Kerr Ladies conseguían recaudar grandes cantidades de dinero, que, además de para los heridos de guerra, también se empleaban en causas políticas o de la clase trabajadora. Fue entonces cuando la federación inglesa (FA) y las autoridades comenzaron a mirar con recelo al fútbol femenino.

Tanto a la FA como a los políticos ingleses no les hacía demasiada gracia que las mujeres recaudaran tanto dinero ni lo emplearan en cosas que no les gustaban. No tenían capacidad para prohibir que jugaran, pero sí podían hacer algo para frenarlas.

En un comunicado emitido tras una reunión celebrada el 5 de diciembre de 1921, la federación inglesa dictaminó que los partidos de mujeres quedaban prohibidos en estadios afiliados a la propia FA.

Muchos equipos siguieron jugando, pero tenían que hacerlo en parques o en recintos pequeños de otros deportes. El efecto de la prohibición fue devastador para el fútbol femenino, cuya fama rápidamente se esfumó.

La prohibición estuvo vigente hasta 1972, cuando se jugó la primera final de la FA Cup femenina y la selección inglesa disputó su partido inaugural ante la selección escocesa.

Las componentes de la primera selección femenina de la historia, que debutó en 1972 ante Escocia. (Foto: R. Taylor / PA Images / Getty Images).
Las componentes de la primera selección femenina de la historia, que debutó en 1972 ante Escocia. (Foto: R. Taylor / PA Images / Getty Images).

Poco a poco el combinado de las Three Lionesses fue creciendo y hasta ahora tenía como principales éxitos los subcampeonatos de Europa de 1984 y 2009 y las semifinales de los dos últimos Mundiales, 2015 y 2019.

Ahora por fin han logrado su primer título al llevarse la Eurocopa y su éxito supondrá un punto de inflexión para el fútbol femenino en Inglaterra justo 50 años después de que las mujeres volvieran a poderlo practicar. Aquella prohibición continúa siendo una mancha histórica para la FA, que no se disculpó hasta 2008 por la decisión que tomó.

Una multitud celebra en la Plaza de Trafalgar de Londres la victoria de la selección femenina de Inglaterra en la Eurocopa. (Foto: Leon Neal / Getty Images).
Una multitud celebra en la Plaza de Trafalgar de Londres la victoria de la selección femenina de Inglaterra en la Eurocopa. (Foto: Leon Neal / Getty Images).

VÍDEO | Inglaterra 2-1 Alemania, Análisis post partido

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.