Las Fuerzas Armadas canadienses son incapaces de erradicar abusos sexuales

·2  min de lectura

Toronto (Canadá), 30 may (EFE).- Las Fuerzas Armadas canadienses (CAF) son incapaces de erradicar la cultura de abusos sexuales en su estructura, según un informe dado a conocer este lunes y que ha sido redactado por la jueza Louise Arbour, quien se desempeñó como Alta Comisionada de la ONU para Derechos Humanos.

El informe, el tercero en siete años encargado por el Gobierno canadiense sobre abusos sexuales en las fuerzas armadas, presenta 48 recomendaciones a las autoridades canadienses.

Arbour, que también fue jueza del Tribunal Supremo de Canadá, señaló que "CAF no ha querido o ha sido incapaz" de acometer los cambios necesarios para dejar atrás una cultura que fomenta los abusos sexuales debido al aislamiento en el que la institución opera con respecto al resto de la sociedad.

Entre las principales recomendaciones, Arbour dice que los casos de abusos sexuales en las fuerzas armadas deben ser juzgados por los tribunales civiles y no los militares, como se hace en el país desde 1988.

"Los delitos sexuales deberían ser eliminados de la jurisdicción de las Fuerzas Armadas canadienses. En todos los casos, deberían ser procesados exclusivamente en tribunales criminales civiles. Cuando los delitos ocurren en Canadá, deberían ser investigados por las fuerzas policiales civiles tan pronto como sea posible", señaló el informe.

La exjueza declaró durante la rueda de prensa en la que presentó el informe que durante los pasados 20 años, la forma en que los tribunales militares han tratado los casos de abusos sexuales no ha hecho más que erosionar la disciplina y la moral de los militares.

Durante décadas, una de las principales reclamaciones de las víctimas de abusos sexuales en las fuerzas armadas canadienses ha sido que los tribunales civiles se ocupen de sus casos.

Arbour también solicita que se revise la existencia de los colegios militares donde se forma a los cadetes ante la persistente cultura de "misoginia y discriminación", así como "la incidencia de abusos sexuales" que se dan en esas instituciones.

Tras la presentación del informe, la ministra de Defensa de Canadá, Anita Anand, señaló que el Gobierno canadiense implementará de forma inmediata 17 de las 48 recomendaciones de Arbour.

Sobre el resto, la ministra fue incapaz de comprometerse con su adopción, a pesar de que Arbour dijo que el Gobierno le aseguró que todas serían implementadas.

El Gobierno canadiense solicitó a Arbour un informe sobre los abusos sexuales en las fuerzas armadas del país después de que más de una docena de oficiales de alto rango, tanto en activo como en la reserva, fueran acusados de abusos sexuales.

(c) Agencia EFE

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.