Las fuertes lluvias provocan inundaciones repentinas en la provincia de Sindh en Pakistán