Fuerte controversia entre Fernández y Macri por el manejo oficial de la pandemia

·3  min de lectura
El presidente Alberto Fernández inaugura una planta depuradora de AYSA
Captura

Los once mil kilómetros de distancia que hay entre Buenos Aires y Zurich no impidieron hoy que el presidente Alberto Fernández y su antecesor Mauricio Macri protagonizaran un duelo político propio de una campaña electoral, aunque ninguno de los dos será candidato este año. El contrapunto se originó en el triste hecho de que la Argentina superó la barrera de los 100.000 muertos a causa de la pandemia de coronavirus.

Desde Guernica, en el sur del Conurbano, Fernández arremetió contra Macri al recordar una conversación entre ambos. “Alguien me dijo ´que mueran los que tengan que morir´, pero trabajamos para poner a la salud en el lugar que había que ponerla; recordemos que el Ministerio de Salud no existía”. Desde Suiza, el expresidente negó esa acusación y replicó que por “falta de humildad y por ideología”, el país llegó a tener “10% más de pobres y 100.000 muertos”, cifras que se “podrían haber sido evitado”.

La controversia entre Fernández y Macri escaló en los últimos días, al compás de la denuncia del Gobierno sobre el envío de armas a Bolivia tras la destitución de Evo Morales en 2019 , y la estrategia de la coalición oficialista Frente de Todos de jugar en territorio bonaerense la carta de la crítica directa a expresidente en la antesala de los comicios legislativos . Ayer, esa jugada se percibió con claridad en los discursos del Presidente y del gobernador Axel Kicillof.

“Macri y (la exgobernadora María Eugenia) Vidal son los que menos hicieron en cloacas, en obras”, disparó Kicillof desde el escenario que compartió con Fernández; el ministro de Obras Públicas, Gabriel Katopodis; y la presidenta de Aysa, Malena Galmarini, en la reinauguración de una planta cloacal. Allí también estuvieron Sergio Massa, el titular de la Cámara de Diputados; e intendentes de la región como Martín Insaurralde (Lomas de Zamora) y Mariano Cascallares (Almirante Brown). La anfitriona fue la jefa comunal Blanca Cantero, una adherente del massismo.

El Senado ratificó el decreto de las vacunas criticado por Máximo Kirchner

En la misma línea que Kicillof, Fernández apuntó contra el gobierno anterior. “Nos apenaría mucho que el pasado vuelva”, sostuvo y le imprimió al final de su discurso un marcado tono electoral , al asegurar que con el plan de vacunación contra el Covid se concretará “la salida de la pandemia” y “vamos a volver a ser felices, porque los días más felices siempre fueron peronistas”, se entusiasmó. Pero antes, había afirmado que el país está “de duelo, porque todos y todas perdimos a alguien”. Y alertó que “hay quienes, con esos muertos, hacen negocio, el negocio de dividirnos”.

Más temprano había hablado Macri con radio Mitre, desde Zurich, donde aguarda que le confirmen un vuelo para regresar al país en medio de las restricciones que impone el cupo diario de pasajeros que fijó el Gobierno para retrasar el ingreso al país de la variante Delta del coronavirus . “Con más humildad para escuchar cuando todos pedíamos trabajar y que los chicos estén en el colegio; y menos ideología para comprar vacunas más rápido, porque a la hora de hacerlo no se compraron por ejemplo las de Estados Unidos que estaban disponibles, podríamos haber evitado miles de muertes”, sentenció el expresidente.

El expresidente Mauricio Macri en su reciente participación en un foro sobre Iberoamérica en Madrid, España, antes de viajar a Suiza. Europa Press.
El expresidente Mauricio Macri en su reciente participación en un foro sobre Iberoamérica en Madrid, España, antes de viajar a Suiza. Europa Press.


El expresidente Mauricio Macri en su reciente participación en un foro sobre Iberoamérica en Madrid, España, antes de viajar a Suiza. Europa Press.

“Es un hecho imperdonable no haber comprado todas las vacunas disponibles”, reforzó Macri y agregó: “De la mano de la pandemia, han tenido una excusa maravillosa para atropellarnos diariamente y someternos a cuarentenas y restricciones, mientras ellos circulan libremente, entran y salen del país y no permanecen aislados un solo día” . Desde el Conurbano, Fernández recogió el guante: “Nadie celebra la muerte, salvo los asesinos. Y nosotros no lo somos”. Pese a la dimensión de la tragedia sanitaria, el enfrentamiento entre ambos no cesa.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.