Fuerte bajada del desempleo en abril en España, a 3,57 millones de desocupados

Turistas caminan por el centro de Palma de Mallorca el 30 de junio de 2016 (AFP/Archivos | Jaime Reina)

El número de desempleados en España registró en abril una fuerte bajada, para situarse en 3,57 millones de parados, una evolución que refleja la reanudación de contrataciones en el sector de los servicios, informó este jueves el ministerio de Trabajo.

Hasta 129.281 de personas salieron de las listas de parados en relación al mes anterior.

En un año fueron 438.135 personas las que dejaron de estar inscritas en las agencias de empleo, "la mayor reducción de toda la serie histórica" de datos disponibles, afirmó el comunicado del ministerio.

El gobierno del conservador Mariano Rajoy se ha planteado como objetivo lograr una reducción de 500.000 parados por año hasta 2019.

Tradicionalmente, el desempleo suele bajar en el mes de abril, gracias al comienzo de la época de mayor actividad en el sector turístico, que representa cerca del 10% del PIB en España. Este año la Semana Santa, que genera empleo en el turismo, cayó en abril y no en marzo.

Las cifras "corresponden a un 'clásico' de nuestro mercado de trabajo: reducción generalizada del paro y aumento de la afiliación en actividades ligadas a la estacionalidad, eso sí, con un marcado carácter temporal", denunció en un comunicado UGT, uno de los principales sindicatos del país.

Abril pasado estuvo marcado por la baja del paro en el sector servicios, donde el número de inscritos en agencias de empleo disminuyó en 96.672 personas. La misma tendencia se observó en la agricultura (-11.330), en la construcción (-8.944) y la industria (-8.264).

Las cifras del ministerio contabilizan solamente las personas inscritas, sin tomar en cuenta aquellas que hayan abandonado la búsqueda o se han ido del país.

El Instituto Nacional de Estadística (INE), cuyas cifras son más exhaustivas, indicó la semana pasada que el número total de desempleados a finales de marzo fue de 4,25 millones de personas, un 18,75% de la población activa.

El desempleo rozó el 27% a principios de 2013, y ha venido disminuyendo desde entonces, gracias a un crecimiento económico que alcanzó el 3,2% en 2015 y 2016.

Pese a ello, la tasa de desempleo sigue siendo la segunda más alta de la zona euro (con un promedio de 9,5% en febrero, según Eurostat).

Según el ministerio, las cifras disponibles muestran que el 60% de los empleos perdidos durante la crisis se han recuperado.

Por otro lado, indicó el ministerio del Trabajo, 56,7% de los solicitantes de empleo son mujeres.

Solo el 9,44% de los contratos firmados en abril son de duración indefinida y de estos más de un tercio son a tiempo parcial, una precariedad que impacta en la recuperación, según el Fondo Monetario Internacional.