La fría venganza de Íñigo Errejón a Pablo Iglesias de la mano de Yolanda Díaz

·2  min de lectura
Errejón, premio al mejor orador de 2021 que otorgan los periodistas parlamentarios. EFE
Errejón, premio al mejor orador de 2021 que otorgan los periodistas parlamentarios. EFE

La venganza se sirve fría. Y, a veces, incluso helada. Pero no por ello deja de escocer. Por si el abandono de todos los cargos públicos tras el estrepitoso resultado de Unidas Podemos en las pasadas elecciones autonómicas de Madrid fuera poco, Íñigo Errejón está a punto de asestar un nuevo golpe al que fuera su amigo inseparable, Pablo Iglesias. Y todo porque en la paleta de colores que Yolanda Díaz está manejando para conformar su proyecto político el morado de Podemos está desapareciendo poco a poco para dar paso al verde Más País.

Esto ya no es una interpretación, un gesto puntual, o un cotilleo interno. Sino una realidad. La vicepresidenta segunda del Gobierno protagonizará este domingo un acto de campaña en Málaga en el que no habrá representantes de Podemos. Pero sí que estará, entre otros, el portavoz de Más País en el Congreso de los Diputados, Íñigo Errejón.

GUÍA | Los pasos que tienes que seguir para poder ver un tuit no disponible por tus preferencias de privacidad

Se entiende que en Sumar, el nombre que tiene hasta la fecha el espacio a la izquierda del PSOE que Yolanda Díaz quiere liderar, Podemos no solo no tiene hueco, sino que resta. Esto no sorprende a nadie. De hecho, las diferencias internas en la coalición de Unidas Podemos dentro del Gobierno es más que evidente. Incluso el propio presidente del Gobierno, Pedro Sánchez se refirió ayer a ello tras haber esquivado un asunto que, por extensión, le debilita.

Pero nadie esperaba que el acercamiento de Yolanda Díaz a Íñigo Errejón fuese a sufrir semejante acelerón. Recapitulando:

  • Sumar aún no se ha presentado de manera oficial, lo hará el próximo 8 de julio en Madrid, pero el líder de Más País ya parece haberse enrolado.

  • No hay un solo nombre encima de la mesa para las candidaturas, y hasta la propia Díaz ha declinado confirmarse a sí misma hasta que acabe el proceso de escucha y pueda extraer sus propias conclusiones, pero el de Errejón está en boca de todo el mundo.

  • Y la vicepresidenta Díaz ha insistido en que los partidos no deben ser los protagonistas, en detrimento de la ciudadanía, pero acaba de invitar al palco presidencial al exlíder de Podemos, con quien el domingo se habrá citado siete veces en apenas dos meses y cinco días con una gestualidad más amable de la cordialidad esperada.

Todo ello está sucediendo, además, en un momento en el que los/as ministros/as de Podemos están más desdibujados que nunca, lo cual denota que Díaz tiene una clara intención son su acercamiento a Errejón. Y a Iglesias no le va a gustar.

En vídeo | El Gobierno visibiliza su división con la OTAN a días de la cumbre en Madrid

Más historias que te pueden interesar:

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.