Fraude a una ONG: un gerente robó US$ 12,8 millones de su trabajo y la mayor parte la gastó en un sitio para adultos

·3  min de lectura
Ralph Puglisi malversó millones de dólares durante años del sistema de salud de una universidad; lavaba dinero a través de un sitio web pornográfico de la prometida de un familiar
Ralph Puglisi malversó millones de dólares durante años del sistema de salud de una universidad; lavaba dinero a través de un sitio web pornográfico de la prometida de un familiar

En Estados Unidos, un gerente de cuentas de una organización sin fines de lucro admitió en junio pasado que robó al menos 12.8 millones de dólares de su trabajo. Según los registros judiciales presentados en el Tribunal del distrito de Tampa, lo hizo durante seis años y mayormente los gastó en un sitio para adultos.

Ralph Puglisi, de 59 años, según informó The Washington Post, malversó millones de dólares de la organización vinculada al sistema médico de la Universidad del Sur de Florida donde trabajaba. La gran cantidad de gastos llamó la atención de los directivos de la casa de estudios, por lo que contrataron a un bufete de abogados que a su vez pagó los servicios de una firma consultora especializada en auditorías forenses, Proviti, que terminó por constatar el fraude.

La asombrosa historia del hombre que se convirtió en ermitaño a los 20 años y estuvo sin hablar casi tres décadas

El bufete de abogados de la universidad notificó entonces a la oficina del fiscal de Estados Unidos en Tampa y al FBI, que inició la investigación criminal que condujo a la declaración de culpabilidad de Puglisi en junio último.

El abogado del hombre, Anthony Rickman, le dijo a The Washington Post que Puglisi “ha aceptado la responsabilidad” y que “ha cooperado durante toda la investigación y ha tomado medidas para pagar la restitución”.

El fraude

Puglisi comenzó a trabajar para la organización sin fines de lucro en 2006 y, a fines de 2015, tenía el control exclusivo de sus cuatro programas de tarjetas de crédito, según un informe de 61 páginas preparado para la universidad por Protiviti. Así, tenía la autoridad de configurar nuevas cuentas de tarjetas de crédito, cambiar los límites de gastos, administrar el acceso a las tarjetas y cancelar cuentas.

Al comenzar la investigación, Puglisi fue puesto en licencia administrativa el 1 de diciembre, fue despedido tres días después y en junio pasado admitió la responsabilidad del fraude. El director de finanzas y contabilidad de la organización sin fines de lucro, que era el supervisor directo de Puglisi, y el auditor interno también fueron despedidos.

Estas son las 29 restricciones y maltratos que sufren las mujeres bajo el régimen talibán

En su investigación, las autoridades federales descubrieron que Puglisi realizó compras no autorizadas entre junio de 2014 y noviembre de 2020: la renovación de su casa, alquiler de yates, viajes personales, y la compra de un terreno en St. John, en las Islas Vírgenes.

“La mayor parte del dinero, unos 11,5 millones de dólares de los fondos robados se destinaron al sitio web para adultos, My Girl Fund”, según indica el informe de investigación de Proviti.

Para justificar la salida de dinero de la organización, Puglisi los hacía pasar como cargos relacionados con el negocio, según los registros judiciales.

Los investigadores de Protiviti, encontraron que giró fondos a una mujer que “muy probablemente” sea la prometida de un pariente de Puglisi, quien tiene un perfil en el sitio web para dultos, perfil que fue visitado por él más de 2800 veces en dos años. Puglisi habría lavado así más de 1.3 millones de dólares a través de ella, según los fiscales federales.

A pesar de las auditorías internas y externas, nadie detectó las acciones de Puglisi hasta que los líderes de USF Health cuestionaron el aumento de los costos, según un comunicado de la universidad donde se describio la malversación de Puglisi como “un acto criminal aislado”. Además, aclararon que el dinero robado era un ingreso de la atención al paciente y no incluía dinero estatal, federal, subvención o donado.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.