Francia prohíbe el plástico para embalar frutas y verduras

·1  min de lectura

La nueva norma se suma a la prohibición de las bolsas de plásticos y de los cubiertos desechables. Francia, al igual que otros países europeos buscan reducir la cantidad de plástico que muchas veces acaba contaminando el ecosistema. RFI habló con clientes de un supermercado de París que opinan sobre la medida.

En Francia, hasta hace poco era común ver en los estantes de los supermercados calabazas, pepinos, plátanos y tomates envasados en plástico. Además de suscitar la perplejidad cuando contienen tres trozos de manzana o naranja, los envases de plástico que contribuyen a contaminar el medioambiente serán pronto un objeto del pasado. Es precisamente para remediar a los excesos del consumismo y del marketing, que Francia acaba de prohibirles.

En virtud de la llamada ley contra el desperdicio y para la economía circular, el gobierno de Emmanuel Macron ha eliminado gradualmente los productos de plástico que formaban parte de nuestro cotidiano a pesar de su peligrosidad para el ecosistema. En un informe entregado al senado francés en 2019, expertos independientes alertaban sobre el entierro de 900.000 toneladas de plástico anualmente en Francia.

Tras prohibir las bolsas de supermercados en 2017 y los cubiertos de un solo uso en 2020, desde el 1° de enero de 2022 se prohíbe también el embalaje de plástico para una treintena de frutas y verduras. La nueva ley abarca también los confettis, las pajitas (o sorbetes), las tapas de vasos desechables y los palillos para revolver el café.

Los supermercados que no cumplen con esta regla se exponen a 15.000 euros de multa.

Unos minutos después, sale otro cliente, Jean-Yves con un paquete de manzanas en las manos.


Leer más

Leer tambien:
Nuevos modos de consumo en Francia: menos, mejor y más ecológico

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.