2 / 24

FOTOS | El vórtice polar congela a Chicago

Varias personas cruzan un puente mientras la niebla se eleva desde el río Chicago, este jueves en Chicago, Illinois (Estados Unidos). La ola de frío polar que se extiende por partes de Canadá y Estados Unidos volvió a provocar hoy problemas en el sistema de transporte público de Toronto, la mayor ciudad canadiense, mientras en Minesota (EEUU) se recomendó reducir el consumo de gas. EFE/ Kamil Krzaczynski

FOTOS | El vórtice polar congela a Chicago

Millones de estadounidenses continuaron padeciendo temperaturas polares en el norte de Estados Unidos, lo que obligó a las autoridades a cerrar escuelas, suspender vuelos y trenes, y abrir refugios de emergencia para los más vulnerables.

Esta ola de frío, provocada por un viento polar del Ártico, ha matado a al menos 11 personas, según informes de los medios estadounidenses. Las temperaturas cayeron incluso a menos de 45 grados centígrados en el norte de la región del medio oeste del país.

En la región de los grandes lagos, estas condiciones meteorológicas poco habituales provocaron fenómenos naturales sorprendentes.

Los bloques de hielo invadieron los canales de la ciudad y las orillas del lago Michigan, bañados por el sol, y cubiertos por una neblina causada por la diferencia de temperatura entre el aire y el agua. Partes del cataratas del Niágara también se congelaron.

En Chicago, una de las principales ciudades del país más afectadas por la ola polar y donde la temperatura se situó en -24 grados por la noche, los operadores del servicio ferroviario de cercanías están manteniendo en funcionamiento los trenes calentando las vías con gas o cuerdas empapadas en gasolina.

Esta técnica permite eliminar bloques de hielo que impiden el funcionamiento de los desvíos de los raíles. Además impide que los raíles se encojan, lo que podría causar su rotura.

Hasta el momento, se estima que al menos 13 personas han muerto en Estados Unidos por motivos relacionados con la ola polar.

Con información de EFE y AFP.