Se forma depresión tropical en el Atlántico, dos sistemas más se fortalecen, dice el Centro de Huracanes

·3  min de lectura

Después de semanas sin depresiones tropicales ni tormentas, el Atlántico finalmente vio surgir la depresión tropical cinco, según el Centro Nacional de Huracanes.

A las 5 a. m., la depresión estaba ubicado a unas 975 millas al oeste de las Azores con vientos máximos sostenidos de 35 mph moviéndose de este a noreste a 2 mph. En lo profundo del Atlántico medio, el sistema no representa actualmente una amenaza para tierra, pero se pronostica que se convertirá en una tormenta tropical al final del día y podría ser el primer huracán de la temporada antes del final del fin de semana.

Los meteorólogos están rastreando dos sistemas meteorológicos más con posibilidades de convertirse en depresiones tropicales o tormentas en los próximos dos a cinco días, según el pronóstico de las 2 a.m. del jueves.

El primer sistema con altas posibilidades es un área amplia y alargada de baja presión ubicada a varios cientos de millas al este de las Antillas Menores. Un avión cazahuracanes descubrió que poco ha cambiado en la organización del sistema desde el martes, según la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica. El sistema está produciendo una gran área de lluvias y tormentas eléctricas desorganizadas, dijo Lisa Bucci, especialista del Centro Nacional de Huracanes. El sistema tiene un 60% de posibilidades de convertirse en una depresión tropical o tormenta en los próximos dos días y un 80% de posibilidades en los próximos cinco.

“Se espera un desarrollo gradual adicional de este sistema y es probable que se forme una depresión tropical en los próximos días”, dijo Bucci.

El desarrollo del sistema podría plantear un problema para los planes de la NASA de lanzar su cohete Artemis I el sábado. Los funcionarios de la NASA señalaron que la ruta potencial del sistema podría ser una amenaza para un lanzamiento del sábado después de que Artemis perdió su oportunidad del lunes de despegar del Centro Espacial Kennedy debido a una fuga de combustible. Sus próximas oportunidades de vuelo son durante las ventanas del sábado y el lunes.

Además, el Centro Nacional de Huracanes está rastreando una amplia área de baja presión al noreste de las islas de Cabo Verde. El sistema se ha desarrollado gradualmente y podría convertirse en una depresión tropical en un par de días. Sin embargo, el ambiente atlántico se volverá muy hostil para el sistema tropical después de su posible formación. De cualquier manera, el sistema podría traer fuertes lluvias a partes de las islas de Cabo Verde para el miércoles. El Centro Nacional de Huracanes le da un 40% de posibilidades de formación en los próximos dos a cinco días.

Si alguno de los sistemas se convierte en una tormenta tropical con nombre, se convertiría en la tormenta tropical Danielle. Después de eso, los nombres de la temporada de huracanes son Earl, Fiona y Gaston. La depresión tropical cinco no se llamó depresión tropical cuatro debido a un sistema rastreado por el Centro Nacional de Huracanes que recibió el nombre de Potencial de ciclón tropical cuatro que trajo lluvia a México y Texas a mediados de agosto, pero no se convirtió en un sistema.

La temporada de huracanes de 2022 ha tenido solo tres tormentas con nombre y ninguna desde principios de julio.

La temporada pasó todo el mes de agosto sin un sistema con nombre. A pesar del silencio reciente en los trópicos, la Administración Nacional Oceánica y Atmosférica todavía predice un año superior al promedio con 14 a 21 tormentas con nombre según un pronóstico de principios de agosto.

La temporada de huracanes de 2020 estableció un récord con 30 sistemas con nombre, mientras que la temporada de 2021 fue la tercera más activa con 21 sistemas con nombre. Un año promedio requiere 14 tormentas con nombre.

La temporada de huracanes se extiende desde el 1 de junio hasta el 30 de noviembre, con el pico tradicional de la temporada de huracanes desde mediados de agosto hasta mediados de octubre.

Esta historia se publicó en el Orlando Sentinel por los reporteros By Joe Mario Pedersen and Richard Tribou. Fue traducida por el periodista José Javier Pérez.