Food Art Week México 2020 presenta la exposición "Azúcar"

CIUDAD DE MÉXICO, febrero 6 (EL UNIVERSAL).- "Azúcar" de Food Art Week es el nombre de la exposición que estará disponible hasta el 17 de febrero en la Bodega Quetzalli (Murguía 400, colonia Centro) de la ciudad de Oaxaca, que se une a esta iniciativa nacida en 2015 por iniciativa de la chef, artista y activista Tainá Guedes en la galería Entretempo Kitchen en Alemania y que se ha llevado a cabo en otros países como Francia y Brasil.

Cada año tocan una temática distinta y 2018 fue su primer año en México. En este caso, bajo la curaduría de Daniela Granados, 20 artistas extranjeros y mexicanos exploraron las relaciones sociales, espirituales y corporales que se establecen con este endulzante en piezas con diferentes materiales, técnicas y enfoques. Este fue el tópico de 2019 en la Ciudad de México y su sede oficial fue el Museo Numismático Nacional.

En opinión de Daniela, las piezas de quienes habitan fuera de nuestro país hablan de un punto de vista enfocado a la industrialización, la publicidad, los medios y de la venta de dulces y refrescos, además de las problemáticas como el etiquetado engañoso. "Se basan en una crítica a nivel corporal, en la pregunta de ¿qué me meto al cuerpo?", asegura. La serie fotográfica "Deadly Sweet" de Joe Kake muestra esta aseveración con maestría.

Por otro lado, los creadores nacionales expresan una visión más política y social dado a su contexto, en su perspectiva. Ella da como ejemplo "La gran Suavicrema", fotografía de Josué Morales, que es un guiño a la corrupción gubernamental y este polémico monumento. "También hay una conexión más espiritual con el material: algunos usan panela o miel", añade.

Los espectadores verán desde series de collages, ya sea con las texturas de limón, kiwi y fresa de Alfons Koller, o los de papel vegetal y acrílico de Green Pester (con la alusión sensual de los genitales y su símil con las frutas), hasta obras en 3D como "Las mieles" de Jaguart Merlin, que implican interacción lúdica. Hay instalaciones de escultura como la hecha con piloncillo, acompañada por dibujos de Víctor Mortales, así como las que combinan video, como el caso del cráneo-panal de Sabino Guisu, ambos oaxaqueños.

"Participante 3" de Marco Velasco es una de las más poderosas en la muestra, pues si bien las piñatas están asociadas a los festejos, en estas piezas se evoca la violencia en México. Algunas más en un tenor social son las fotos "Bitter-Sweet" de Malou Torres y "Sugar Production" de Domenico Pugliese. En "Azúcar" se exhiben más de 100 de piezas.

"Si algo nos ha enseñado Oaxaca y el gran maestro que es Toledo es que el arte es para todos y que este también debe generar un diálogo profundo", declara María Saldaña, directora de Galería Quetzalli, espacio que busca atraer otros públicos y dejar de lado el discurso elitista que algunos tienen sobre las galerías.

Finalmente, Daniela dice que la comida es parte de la revolución del arte pues da pie a que no solo se usen técnicas tradicionales sino otros elementos que se inspiran en ella o que la aprovechan en su totalidad. Adelanta que este 2020 Food Art Week en Ciudad de México versará sobre el agua y que habrá diferentes actividades en octubre, con un adelanto en marzo en las chinampas de Yolcan. Ahí se realizará una intervención artística de Luciano Matus y Frederick Mosh, y una cena a cargo de Ixchel Ornelas y Mónica Solís.