Final feliz: la tortuga que expulsó 14 gramos de plástico volvió al mar

LA NACION

Roberto Ubieta, un pescador artesanal, se encontraba pescando en la localidad bonaerense de San Clemente del Tuyú cuando una tortuga verde juvenil quedó atrapada entre sus redes. El pescador le proporcionó primeros auxilios y la llevó al Centro de Rescate de la Fundación Mundo Marino para iniciar un proceso de rehabilitación.

El caso resonó en todo el mundo. Durante su recuperación, la tortuga defecó más de 14 gramos de plástico: fragmentos de bolsas de nylon, hilos y plásticos duros. Un equivalente a 28 sorbetes plásticos.

Tras un arduo proceso de recuperación, la tortuga fue reinsertada en el marco del cierre de la Campaña Playas Limpias del Parque Educativo Mundo Marino en las playas de San Clemente del Tuyú. La tortuga estuvo acompañada no sólo de los biólogos y especialistas de la Fundación Mundo Marino sino decenas de familias argentinas que apoyaron el regreso de la tortuga a su hábitat natural. La curiosidad de los niños y adolescentes y los gritos de felicidad de la gente hicieron de la jornada una reinserción exitosa.

"Luego de compartir la historia de superación de este animal y de una charla realizada por un equipo de biólogos para concientizar sobre las amenazas a que están expuestos los animales marinos frente al impacto de acciones antrópicas, especialmente el uso y descarte indebido del plástico, pudimos reinsertar esta tortuga acompañados por una multitud", comentó Andrea Cabrera, vicepresidenta de la Fundación Mundo Marino, en un comunicado de Prensa.

La tortuga liberada no es un caso aislado

Una tortuga de la misma especie ingresó al centro de rescate el 17 de enero. A pesar de que también defecó fragmentos de bolsas de nylon durante la mañana del 23 de enero, el miércoles 19 de febrero expulsó un hilo de un metro veinte de longitud, similar al que se utiliza para envolver regalos.

"En la radiografía que le hicimos no sólo habíamos observado cuerpos extraños sino una congestión pulmonar que requirió tratamiento con antibióticos. Por ahora, viene respondiendo bien así que su evolución es favorable", explicó Ignacio Peña, médico veterinario de la Fundación Mundo Marino. El animal continúa en observación en la Fundación Mundo Marino.

A su vez, en diciembre del año pasado, la cuarta edición del Censo de Basura Costera Marina registró que el 83,2% de la totalidad de los residuos censados en 20 localidades de la costa bonaerense se encuentra conformado por plástico: colillas de cigarrillos, fragmentos plásticos, telgopor, envoltorios, botellas Pet y otros envases, bolsas y tapas.