La filtración de la Corte Suprema lleva a los inversores a presionar a las empresas en cuanto al aborto

·7  min de lectura

WASHINGTON— Los accionistas activistas, quienes buscan galvanizar el apoyo después de la filtración del borrador de la opinión del Tribunal Supremo, que indica que los jueces están dispuestos a anular el caso Roe contra Wade, están presionando a las empresas para que expliquen explícitamente cómo van a apoyar el acceso de sus trabajadores a los servicios de aborto y salud reproductiva.

Los inversores se muestran optimistas luego del fuerte apoyo que han recibido las propuestas de los accionistas respecto a esta cuestión, coordinadas por el fondo de impacto social Rhia Ventures, como una propuesta que le pide a los minoristas que aborden el mosaico de leyes estatales relacionadas con el acceso al aborto, que probablemente se producirá si el Tribunal Supremo da marcha atrás en la histórica decisión de 1973 que establece el derecho de la mujer al aborto.

Le pide a las empresas que revelen los riesgos y costos empresariales que se derivarían de "las políticas estatales promulgadas o propuestas que restringen gravemente los derechos reproductivos", así como que expliquen qué medidas tomaría la dirección, además de los litigios y el cumplimiento de la ley, para reducir los riesgos de pérdida de empleados, como cubrir sus gastos de viaje fuera del estado.

Otra de las resoluciones de Rhia le pedía a las empresas que "informen regularmente acerca de la congruencia de los gastos políticos y electorales durante el año anterior con los valores y políticas de la empresa declarados públicamente".

Esta propuesta pretende poner de manifiesto lo que algunos denominan un desajuste del gasto político, en el que las empresas tratan de contratar y promocionar a las mujeres mientras los ejecutivos o los comités de acción política de los empleados le donan a campañas y organizaciones que tratan de limitar el acceso al aborto y a la atención médica reproductiva.

Las resoluciones se presentaron para las juntas generales anuales de las empresas mucho antes de la filtración de principios de mayo, pero han ganado mucha más atención después de la aparición del proyecto de sentencia, en el caso Dobbs contra Jackson Women's Health Organization (JWHO), que revertiría el precedente legal establecido por Roe en 1973.

Los accionistas habrán votado en la resolución de desalineación política en 12 empresas a finales de junio, entre ellas Abbvie, AT&T, Charter Communications, Cigna, FedEx, Pfizer y UnitedHealth Group.

La otra propuesta, respecto al riesgo de las leyes estatales, se votará en las próximas semanas en las reuniones anuales de Lowe's Cos., The TJX Cos. y Walmart.

Hasta ahora, la resolución del gasto político ha recibido entre el 30 y el 47 por ciento de los votos emitidos por los accionistas en apoyo de Abbvie, AT&T, Charter, Home Depot y Cigna.

No es habitual que las resoluciones de los accionistas reciban un apoyo mayoritario, y las empresas de inversión activistas ven los resultados como un impulso positivo para hacer que las empresas se responsabilicen de su apoyo a las mujeres.

"No es un tema nuevo, pero creo que hay un mayor escrutinio del papel que desempeñan las empresas en el proceso político y del impacto de las contribuciones corporativas", dijo Molly Betournay, directora de investigación social y defensa de los accionistas en Clean Yield Asset Management. Clean Yield presentó la resolución de gasto político en Cigna y FedEx y la propuesta de riesgo de ley estatal en Walmart.

Los inversores de Cigna emitieron el 46.8 por ciento de los votos en apoyo de la propuesta de gasto político de Clean Yield en la junta de la empresa del 27 de abril, lo que supone una "clara indicación" de que el desajuste del gasto político no solo es una cuestión candente de ASG, sino también un riesgo empresarial importante, dijo Betournay en una entrevista.

Betournay tiene la esperanza de que los inversores consideren la resolución de su empresa en cuanto a los riesgos de las leyes estatales restrictivas como una propuesta de riesgo de gestión del capital humano, especialmente a la luz de los recientes acontecimientos.

"Creo que el documento filtrado de SCOTUS realmente subraya el riesgo que hay aquí", dijo. "Cuando presentamos estas propuestas, realmente estábamos mirando un paisaje cambiante de leyes estatales, pero con la expectativa de que Roe será anulado con toda probabilidad. Creo que eso realmente hizo que la conversación pasara de un '¿Cómo podrías?' a un '¿Cómo vas a proteger a los trabajadores?'".

Consejos de las empresas de representación

Bloomberg informó esta semana que Institutional Shareholder Services Inc., la mayor empresa de asesoramiento en materia de poderes del país, le recomendó a sus clientes con acciones en Walmart que votaran a favor de la resolución de Clean Yield, que trata del impacto de las leyes estatales en el acceso de los empleados a los servicios de salud reproductiva, en la reunión anual de la empresa del 1 de junio. Según se informa, también dio una recomendación de apoyo acerca de una medida similar de Educational Foundation of America (EFA) en la reunión de Lowe el viernes.

Un portavoz de ISS no respondió a una solicitud de comentarios respecto al asunto.

Glass, Lewis and Co., otra de las principales firmas de asesoramiento del voto por delegación, le recomendó a los accionistas de Walmart, Lowe's y TJX que votaran en contra de la medida.

En su nota a los clientes, Glass Lewis dijo que la propuesta no argumenta por qué el acceso a los servicios de salud reproductiva es un riesgo comercial único para cada empresa y que las cuestiones planteadas en la medida están fuera del control de las empresas. También dijo que las empresas podrían tener consecuencias financieras al actuar en "cuestiones políticas controvertidas que están un poco alejadas de sus propias operaciones", similar a lo que ocurrió después de que The Walt Disney Co. criticara una medida educativa en Florida, que los críticos llamaron el proyecto de ley "No digas gay".

"Creemos que la compañía debe asegurarse de que está proporcionando beneficios de salud competitivos que le permitan atraer y retener a los empleados en todas sus operaciones", dijo Glass Lewis en las tres recomendaciones de voto. "Sin embargo, nos preocupa que ordenarle a la compañía que elabore el informe solicitado pueda resultar en la alienación de una parte de su base de consumidores y/o empleados".

Las recomendaciones de las empresas de voto son fundamentales, porque sus clientes, los grandes inversores institucionales que tienen un gran poder de voto en las reuniones anuales, rara vez se apartan de sus consejos, dijo Marcela Pinilla, directora de inversión sostenible de Zevin Asset Management. La empresa es cofirmante de la resolución de TJX, que está liderada por Trillium Asset Management.

"Dudo que veten esa recomendación", dijo Pinilla en una entrevista. "Los registros de votación por delegación no son grandes en estas grandes tiendas institucionales, pero cuando reconocen que 'esto es un riesgo, esto exige transparencia', es probable que voten a favor y se mantengan alejados de la sustancia real".

Mientras los inversores y los defensores de ESG esperan para ver cómo se desarrollan las votaciones, algunas empresas han tomado medidas en cuanto al acceso de los empleados a la atención médica reproductiva antes y después de que se filtrara el borrador de opinión.

Hasta ahora, 30 grandes empresas y marcas de consumo, como Citigroup, Lyft y Salesforce, han anunciado planes para ayudar a los empleados que se verían afectados por la revocación de Roe contra Wade o las leyes estatales restrictivas respecto al acceso al aborto en Texas, Oklahoma y otros, de acuerdo con un rastreador de Rhia Ventures.

Aunque estas acciones son notables, las resoluciones de los accionistas ponen de manifiesto que las empresas deben hacer algo más que reaccionar ante la legislación y las políticas gubernamentales, dijo Shelley Alpern, directora de compromiso corporativo de Rhia Ventures.

"No solo necesitas que no se limiten a decir que apoyarán a sus conductores frente a los litigios, sino también que pidan la derogación de las restricciones al aborto y que le pidan a los gobiernos que le proporcionen un seguro a los trabajadores que están cubiertos por el seguro gubernamental", dijo Alpern en una entrevista. "Si no van a cubrir ese seguro para los empleados, entonces deberían trabajar por una reforma sistémica para que los seguros y los viajes sean asumidos por los sectores públicos".

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.