Filman en la zona urbana de Guadalajara un día de pinta

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, abril 4 (EL UNIVERSAL).- En sólo una semana, con 40 planos secuencias para hacerla más rápido y apenas un puñado de actores, se filma desde el martes "Una comedia pretenciosa", que detuvo sus trabajos un año por la pandemia del Covid-19.

Haroldo Fajardo contará la historia de una chica y un chico quienes, cada uno por su lado deciden irse de "pinta escolar", pero como ella no hace nada sin auto y celular, necesita de alguien que le ayude.

Owhen Castro, Valeria Flores y Frank Rodríguez integran el reparto de esta cinta que coloca a Guadalajara, con más de 10 largometrajes producidos en los últimos meses, como una de los principales bastiones en rodaje en época pandémica.

"Es una película chiquita y completamente independiente sobre estos dos chicos, en donde poco a poco van apareciendo otros personajes; serán pocos planos, pero muchos minutos filmados al día", indica el realizador.

Acorde a los protocolos sanitarios, la preproducción fue prácticamente virtual, arrancando en enero pasado.

La mitad del guión se filmará en exteriores, lo que permitirá al crew, de una decena de personas, moverse sin problema y observando las medidas de seguridad para evitar contagios de coronavirus.

"La película es muy de calle, no podemos estar tan cerca como a mí me gusta, es triste, pero es la forma que podemos y tenemos que hacer para que esto se vaya activando", considera Fajardo.

Una comedia pretenciosa es producida por el mismo Fajardo y Carlos Alatorre, con locaciones enteramente en la zona urbana de la perla tapatía.

La ópera prima del realizador, "No hay nadie afuera", que retrataba a un joven y su relación con la música, estuvo en la sección oficial de los festivales de Morelia, Monterrey, Guanajuato y Chicago, mientras que "Incertumbre", su segundo filme, está disponible en una plataforma digital.

Fajardo actualmente es profesor en el Iteso de Guadalajara donde, dice, se nutre de las historias que cuenta con jóvenes.