Como en fiesta, superdelegado de SLP bailó y comió en marcha de AMLO

SAN LUIS POTOSÍ, SLP., noviembre 28 (EL UNIVERSAL).- Para el delegado de programas integrales de desarrollo del Gobierno de México en San Luis Potosí, Gabino Morales Mendoza la movilización del pasado domingo en apoyo al Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador, fue una auténtica fiesta, bailó al frente del contingente potosino y aunque rechazó ser un "acarreado" admitió que sí le dieron su torta.

Cabe destacar que en sus historias de Facebook y en Tiktok se vio al funcionario federal encabezando el contingente que acudió a la marcha desde San Luis Potosí, con una gran manta que rezaba justamente "San Luis Potosí" apoyando al Presidente López Obrador, asimismo en otro momento de la movilización se le ve muy animado bailando primero en solitario y después acompañado de una mujer al tiempo de seguir avanzando en la marcha sobre avenida Reforma.

Cuestionado al respecto de la marcha, Morales Mendoza consideró que están fuera de lugar los señalamientos de que hubo muchos autobuses desde San Luis Potosí y otras partes del país para movilizar a quienes se sumaron a la marcha, ya que considera como insinuación de que hubo acarreo cuando no fue así, "claro que hubo camiones, nos fuimos en camiones, nimodo que nos fuéramos en escobas, alfombra mágica o nube voladora".

El funcionario federal añadió "yo estoy contento, escuchar al Presidente siempre nos motiva para seguir trabajando y continuando con este proyecto de la transformación, es mucho ánimo, vi y acompañé a muchos compañeros de otros estados, fue una gran fiesta, yo estoy contento, el Presidente está contento, creo que se cumplieron las expectativas".

No obstante al insistirle sobre el tema del acarreo, Morales Mendoza indicó que es lógico que la gente se organice para rentar autobuses, pero eso no significa que se hayan utilizado recursos públicos para ello, en realidad la gente participó y se cooperó para pagar estos autobuses "yo estoy muy contento".

Finalmente indicó que no podría hablar por toda la gente, pero dijo que al menos en su caso nadie lo obligó a participar "nadie me acarreó", fue por voluntad propia, pese a ello refirió que incluso le regalaron una torta, la cual agradeció mucho porque fueron muchas horas y no llevaba lonche "me hicieron el día".