El fichaje de Víctor Guzmán al América sería un duro golpe al Guadalajara, pero las Águilas no lo necesitan

Carlos Alberto Pérez García

El América y su afición gozan de cualquier golpe directo o indirecto que le ocasionen a sus odiados rivales. Apenas acaban de festejar el 26 de mayo en la cara de los seguidores del Cruz Azul y ahora reciben el rumor de que Víctor Guzmán podría llegar a las Águilas para el próximo torneo. El mismo que fue presentado con las Chivas, pero que tras dar positivo a dopaje, tuvo que anular su traspaso.

Si se confirma esta situación, las Águilas le estarían sacando de la bolsa a las Chivas un jugador top de México, que hace seis meses fue uno de los más destacados del torneo, pero que tras su malentendido con el dopaje, tuvo que dejar momentáneamente las canchas esperando la resolución que está a punto de confirmarse y poder jugar el próximo torneo.

Este sería un batacazo duro para la afición rojiblanca que se ilusionó con el 'Pocho' Guzmán, pero más allá del impacto mediático, en el plano deportivo el América está cubierta en la zona donde se desempeña Guzmán y a final de cuentas ha sido un elemento con problemas disciplinarios.

Su posición principal es la de mediocentro ofensivo, como un media punta y con capacidad para tirarse a las bandas y convertirse en extremo derecho. A pesar de ser un jugador polivalente, cuenta con características similares a las de Giovani Dos Santos, Nicolás Benedetti y Sebastián Córdova; elementos cruciales en el actual equipo y además dos de ellos mexicanos, por lo que el lugar del 'Pcho' podría estar más que cubierto a pesar de ser mexicano.

Salvo una oportunidad única de mercado, afrontar un fichaje de este precio (alrededor de 8 millones de dólares) para una posición que por ahora está bien asegurada luce como un desperdicio, sobre todo porque el club debe suplir las bajas de Nico Castillo, Roger Martínez y Renato Ibarra, jugadores que no se acercan a las características de Guzmán y que son determinantes en cualquier equipo.

El América no necesita a Víctor Guzmán, pero el placer que sentiría la afición por tener un jugador con ADN azulcrema en su personalidad y que estuvo a punto de fichar por las Chivas, le daría un nuevo golpe de protagonismo a su esencia americanista, y eso difícilmente se puede negar.

¡No te olvides de seguirnos también en nuestra cuenta de Instagram, 90min_es, y nuestra cuenta de Twitter, @90minespanol!