Federalistas: no quitaremos el dedo del renglón por vacunas

·2  min de lectura

Horacio Jiménez

CIUDAD DE MÉXICO, diciembre 31 (EL UNIVERSAL).- Los gobernadores de la Alianza Federalista aseguraron que después de 123 mil muertos por el Covid-19, continuarán denunciando la opacidad y ausencia de estrategia por parte de las autoridades federales, y sobre todo que la actual coyuntura tiene a todas las entidades en vilo.

"Las vacunas contra Covid-19, su almacenamiento, transportación, distribución y aplicación. Como Alianza Federalista, adelantamos que no quitaremos el dedo del renglón en este tema", advirtieron los mandatarios.

Aseguraron que solamente con trabajo conjunto se conseguirá salir de la crisis, por lo que, insistieron en tener un encuentro con el presidente Andrés Manuel López Obrador para que les dé oportunidad de intercambiar visiones y propuestas.

"Esta reunión ya se ha postergado demasiado y en el marco de las nuevas dinámicas económicas, sociales y políticas impuestas por las crisis conjuntadas es imperativo platicar y llegar a acuerdos", dijeron los aliancistas en un comunicado.

Al hacer un balance de 2020, los gobernadores federalistas aseguraron que el formato comunicativo mañanero, más que informar, funciona como una tribuna mediática donde la deliberación pública es inexistente y la mentira, constante.

"Se nos acusa de conservadores, de ser oposición y de querer utilizar la investidura presidencial para fines electorales, cuando nuestro único fin es poner al servicio de la unidad nuestras capacidades y facultades como gobernantes, sacar adelante a México y poner al día nuestro federalismo", definieron los mandatarios estatales.

Explicaron que se ha presentado una de las peores crisis de salud y económicas que ha sacado algunos de los peores vicios de la clase política y evidenciado la centralización y polarización del actual orden federal.

"Se juega de forma macabra con los datos, tergiversando y acomodando los hechos según lo marque la coyuntura. Sin duda, confiamos en la ciudadanía, pero no se pueden esperar resultados positivos cuando las mismas autoridades no ponen el ejemplo, se presentan con discursos limpios y benevolentes a los cuales no les hacen justicia en los hechos y hacen uso a modo del monólogo unidireccional que, acusando a otros de politiquerías, ponen en riesgo la debida equidad en los ya corriendo procesos electorales".

Dijeron que 2020 impuso incontables vicisitudes, pero en la Alianza Federalista consideran que juntos resisten y dijeron que con miras a 2021 hicieron un recuento para que actores políticos y ciudadanía "sepan que cuentan con nuestra disposición y solidaridad".

Sin duda la lista de pendientes es larga, señalaron los Ejecutivos estatales, "pero hacemos y haremos lo que como gobernadores nos corresponda (...) para fortalecer la colaboración evitando a toda costa la polarización y el rencor social que hoy en día buscan dividir a los mexicanos".

Dijeron que la Alianza Federalista se conformó como una organización de estados pujantes en lo social y en lo económico, y como una plataforma comunicativa y política sin propósitos electorales.

* EL DATO

La Alianza Federalista señaló que más que informar, las conferencias matutinas del Ejecutivo funcionan como una tribuna mediática donde la deliberación pública es inexistente.