Federación respalda a Villegas en Durango con 300 mdp para nómina

·1  min de lectura

DURANGO, Dgo., septiembre 15 (EL UNIVERSAL).- Con una deuda pública heredada de más de 16 mil millones de pesos, que calificó de "catastrófica", Esteban Villegas Villarreal asumió este jueves la gubernatura del estado de Durango, que ganó en las elecciones del pasado 5 de junio, postulado por la coalición PRI-PAN-PRD.

Al rendir protesta en sesión solemne del Congreso del estado, con la presencia del secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández, el nuevo mandatario estatal anunció que ante la crítica situación financiera con que inicia su administración, el presidente Andrés Manuel López Obrador autorizó una partida extraordinaria de 300 millones de pesos para poder pagar la nómina estatal.

"Para hoy, día 15 de septiembre, no teníamos todavía hace unas horas cómo pagar la nómina del gobierno, no había un solo peso para eso. Y yo quiero aprovechar este momento, porque en una plática breve, previa a esta toma de protesta, el secretario de Gobernación, que conoce perfectamente el tema, y por instrucciones del presidente Andrés Manuel López Obrador, (informó que) en menos de diez días tendremos los 300 millones que nos faltan para poder hacerle frente a este compromiso… gracias secretario, gracias Presidente, Durango está de pie", expresó.

En su primer discurso como gobernador, en el Centro de Cultura y Convenciones Bicentenario, Villegas a Villarreal se comprometió a ayudar a los más necesitados y a encabezar un gobierno de "cero tolerancia" a la corrupción y al mal uso de los bienes del estado.

"Haré que se sientan orgullosos de la decisión que tomaron y depositar su confianza en mí", enfatizó, tras agradecer a Dios, a la vida y a los duranguenses "por esta gran oportunidad de servir", remarcó.