El FBI descubrió un complot para asesinar al expresidente George Bush y hay un detenido

·2  min de lectura
El expresidente estadounidense George W. Bush
El expresidente estadounidense George W. Bush

Un ciudadano iraquí fue acusado del delito de inmigración y de ser cómplice de un complot para asesinar al expresidente norteamericano George W. Bush, según precisaron fuentes del Departamento de Justicia de Estados Unidos.

El detenido, identificado como Ahmed Shihab Shihab, de 52 años, fue arrestado esta mañana por personal de la Fuerza de Tarea Conjunta contra el Terrorismo del FBI y luego declaró ante un tribunal federal cerca de las 14.30 (hora local).

Según aclaró el Departamento de Justicia norteamericano en un comunicado, el detenido fue acusado “de apoyar e instigar el intento de asesinato” del exmandatario, como así también del delito de inmigración por querer ingresar ilegalmente a ciudadanos extranjeros al país.

De acuerdo a lo publicado por medios locales, el FBI descubrió el complot a través de informantes confidenciales y luego de vigilar la cuenta de WhatsApp del presunto resposable.

En la acusación, se alega que Shihab planeó el ingreso de contrabando de cuatro ciudadanos extranjeros iraquíes a los Estados Unidos con el objetivo de matar al expresidente George Bush en represalia por las muertes de iraquíes durante la “Operación Libertad Iraquí”, según precisó el Departamento de Justicia.

Según se precisó, Shihab supuestamente viajó en febrero de 2022 a Dallas para vigilar los lugares concurridos por el expresidente y luego en marzo se habría reunido con otras personas en una habitación de hotel en Columbus, Ohio, para ver muestras de armas de fuego.

El presunto agente de ISIS, con sede en Columbus, Ohio, aseguró en los mensajes de Whatssap que quería asesinar a Bush porque sentía que el expresidente era responsable de matar a muchos iraquíes después de la invasión militar estadounidense de 2003, según la orden.

El caso muestra cómo los investigadores federales continúan monitoreando las amenazas de ISIS, a pesar de que el grupo se vio gravemente debilitado por las operaciones militares y de inteligencia estadounidenses en los últimos años.

El presunto organizador de la trama se encontraba en Estados Unidos desde 2020 y tenía una solicitud de asilo pendiente, según la solicitud de orden del FBI.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.