Familia real de Japón lanza foto sin la exprincesa Mako

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, enero 11 (EL UNIVERSAL).- La familia real de Japón ha lanzado una nueva foto oficial sin la presencia de la exprincesa Mako, quien renunció a su papel en la monarquía de su país para casarse con Kei Komuro, su compañero de la Universidad Internacional Cristiana de Tokio.

Hoy conocida como Mako Komuro se casó con Kei en octubre de 2021, tras varios años de retrasos y cancelaciones.

Mako, de 30 años, es la hija mayor del príncipe heredero Fumihito y sobrina del actual emperador Naruhito de Japón.

Los esposos enamorados, tras su discreta boda, se mudaron a Nueva York, Estados Unidos, donde el aspirante a abogado vive y trabaja.

Esta foto familiar fue liberada por la Agencia Imperial en los primeros días del Año Nuevo 2022 y vemos al príncipe Hisahito, de 15 años, quien ocupará el trono una vez que su tío Naruhito fallezca o abdique y se lo pase a su papá; y a su hermana, la princesa Kako, de 27, posar en su residencia oficial en Tokio.

Mako y Kei anunciaron su compromiso en 2017 y mantuvieron su relación a distancia durante un tiempo mientras ella completaba sus estudios en Gran Bretaña y él en Estados Unidos.

Ella comentó que su ahora esposo le había pedido matrimonio más de tres años atrás, pero su boda fue cancelada por primera vez debido a que una región del sur de Japón fue golpeada por lluvias e inundaciones y se postergó en consideración con los habitantes.

La segunda cancelación de la boda fue anunciada con un comunicado de la Agencia de la Casa Imperial en el que se avisó que tanto la exprincesa como Kei Komuro aún eran inmaduros para el compromiso que estaban a punto de tener.

La tercera vez llegó cuando trascendió que la mamá de Komuro tenía deudas con un exnovio, quien le había facilitado dinero para que su hijo pudiera estudiar en Estados Unidos. Esa razón encendió las alarmas en la familia imperial, pues querían asegurarse que Kei no quisiera casarse solo por beneficiar a sus parientes.

El escrutinio mediático y las críticas de determinados sectores sociales contra la boda de Mako y Kei Komuro continuaron incluso en el día de la unión, y a consecuencia de esto, la exprincesa desarrolló síndrome de estrés postraumático, según anunció la Agencia Imperial.

Actualmente, Mako y Kei Komuro viven en el exclusivo barrio Hell's Kitchen de Nueva York, en un departamento rentado de una recámara y varias amenidades.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.