Familia de muerto de COVID-19 demanda a empresa Tyson

·1  min de lectura

STORM LAKE, Iowa, EE.UU. (AP) — La familia de un empleado de Tyson Foods que murió de COVID-19 entabló una demanda contra la procesadora de carne, alegando que no aplicó los protocolos de seguridad para protegerlo del coronavirus en la planta de Iowa donde trabajaba.

Michael Everhard, de 65 años, murió de COVID-19 el 18 junio, tres semanas después de que le diagnosticaron la enfermedad. Su familia alega que se contagió en la planta de Storm Lake donde trabajó durante 27 años, informó el diario Sioux City Journal.

La demanda iniciada por los tres hijos de Everhard sostiene que Tyson y sus gerentes lo obligaron a él y otros empleados a seguir trabajando en un ambiente “plagado de coronavirus” y que no tomaron precauciones para prevenir el contagio, dijo el abogado Willis Hamilton.

La vocera de Tyson, Liz Croston, respondió que la empresa ha tomado varias medidas en sus plantas que cumplen incluso en exceso con las normas federales para prevenir el contagio de COVID-19.

No es la primera demanda que se inicia contra la empresa con sede corporativa en Arkansas desde que comenzó la pandemia. La empresa suspendió en noviembre a gerentes de una planta de procesamiento de cerdo en Waterloo, Iowa, ante denuncias de que habían apostado a cuántos trabajadores se contagiarían durante un brote de coronavirus que infectó a 1.000 trabajadores y mató a seis.

Tyson dijo que ha contratado a la firma de abogados encabezada por el exsecretario de justicia Eric Holder para investigar las denuncias en Waterloo.