Familia de Broward golpeó a un hombre gay porque consideraba que “hizo” homosexual a su hijo, dijo la víctima a la Policía

·4  min de lectura
- Broward Sheriff's Office

Una relación prohibida condujo a la agresión contra un hombre gay de Pompano Beach que fue tan salvaje que lo dejó ciego, según documentos judiciales publicados esta semana.

Las órdenes de arresto ofrecen nuevos detalles sobre el brutal ataque, y el presunto motivo, en el caso contra los miembros de la familia Makarenko, que fueron acusados la semana pasada de intento de homicidio en virtud de la ley de “delitos de odio” de la Florida.

Los fiscales afirman que Inna Makarenko, de 44 años; Yevhen Makarenko, de 43, y dos de sus hijos adultos, Oleh y Vladyslav, irrumpieron en el apartamento del hombre en agosto, lo golpearon y lo dejaron para que muriera en el suelo cubierto de sangre durante 13 horas. El ataque se produjo porque los padres se enteraron de que la víctima había mantenido una relación homosexual con Oleh, dicen las autoridades.

Agentes policiales encontraron al hombre gravemente lesionado porque habían sido llamados al complejo de apartamentos para un hecho no relacionado.

El abogado defensor de los Makarenko, Michael Glasser, no devolvió inmediatamente una solicitud de comentarios. La semana pasada, dijo al socio de noticias del Herald, WFOR-CBS4, que la credibilidad de la víctima era cuestionable porque esperó seis meses para implicar a la familia.

“Muchos de ellos ni siquiera conocían a esta persona de ninguna manera y negaron rotundamente haber estado en la residencia”, dijo Glasser a la estación. “Hasta ahora, no ha habido realmente nada, y casi nada, remotamente convincente que apunte a que esta familia tenga algo que ver con las lesiones de este pobre chico”.

Los cuatro están acusados de intento de homicidio en primer grado, robo con agresión y secuestro. Los fiscales han “agravado” los cargos de Inna, Yevhen y Oleh en virtud de la ley de “delitos de odio” de la Florida. Eso significa que todos ellos enfrentan cadena perpetua por cada cargo.

La víctima, que pidió que su identidad permanezca en secreto, había salido con Oleh, de 21 años, durante unos nueve meses; Oleh se había quedado a dormir muchas veces e incluso tenía una llave de su apartamento. Pero en el verano de 2021, la víctima se enteró de que el padre de Oleh “descubrió que era homosexual” y “lo trataba mal y no lo aceptaba”.

Oleh “también comentó de que su madre lo iba a obligar a casarse con una mujer”, según la orden de arresto de Conor Ryan, detective de la Policía de Broward.

Entonces, el 6 de agosto, los Makarenko se presentaron en el apartamento de la víctima en el Lincoln Navigator de Yevhen y entraron a la fuerza en el apartamento. “Los cuatro sospechosos siguieron sujetando [a la víctima] y comenzaron a darle puñetazos, patadas y golpes por toda la cara, la cabeza y el cuerpo”, decía la orden judicial.

“Desgraciadamente, tu hijo es gay”, le dijo la víctima a Inna mientras le golpeaban, según la orden judicial.

En ese momento, uno de ellos agarró un “objeto y lo golpeó en la cara”. La víctima fingió estar muerta y los familiares huyeron, dejándolo cubierto de sangre y moribundo en el suelo.

“Afirmó que el motivo de esta agresión era que era homosexual, que salía con Oleh y que la familia consideraba que había convertido a Oleh en homosexual”, dice la orden judicial.

La víctima, que estuvo entubada tres semanas, no contó inicialmente a la Policía lo sucedido. No fue hasta febrero cuando el hombre dijo que había recuperado “el recuerdo del incidente” y que quería presentar cargos.

Además de quedar ciego, el hombre sufrió numerosas lesiones, como una conmoción cerebral, graves hematomas e inflamación cerebral, múltiples fracturas en los huesos de la cara y una fractura de mandíbula. Ha sido operado cuatro veces y necesitará al menos dos operaciones más. Según la orden judicial, “se le ha dicho que lo más probable es que no vuelva a recuperar la vista en ninguno de los dos ojos”.

También ha acumulado más de $100,000 en facturas médicas, según la orden judicial. “Este delito fue un ataque sin sentido y no provocado contra un homosexual solo por serlo”, escribió el detective Ryan.

Desde los arrestos, los partidarios de los Makarenko han iniciado una petición en línea proclamando la inocencia de la familia. La página describe a la familia como refugiados ucranianos que operaban exitosas empresas de renovación de puertas y diseño de interiores. “Las acusaciones son completamente falsas y deben ser rechazadas y finalmente desestimadas”, dice la petición.

La prometida de Oleh dijo a WPLG-10 que la familia es inocente, y que él no es homosexual.

“No lo creo en absoluto, tengo pruebas”, dijo a la estación Christina Herman. “Llevo un anillo que es de compromiso y uno como de matrimonio. Sé que Alex tiene su anillo en la cárcel. Eso es una prueba para mí. Sé que tenemos una relación”.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.