Fallece el bailarín y coreógrafo Arturo Garrido Puga

·2  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, mayo 28 (EL UNIVERSAL).- Fallece el bailarín y coreógrafo Arturo Garrido Puga. La noticia la dio a conocer el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (INBAL), a través de su cuenta de Twitter, a media noche del 28 de mayo.

Originario de Quito (Ecuador), Garrido Puga tuvo una larga trayectoria en México y en otros países de Latinoamérica. También fue director de escena y profesor de danza en universidades fuera de América Latina, como Estados Unidos, Francia y Alemania.

"Hablar de las danzas de Garrido implica hacerlo a partir de las ideas que le han animado. Es un hombre de izquierda que abandonó Ecuador en 1978 amenazado por la Junta Militar que gobernaba entonces al país sudamericano. En México fundó varias compañías y dio un giro al arte coreográfico con la creación de una danza militante, que él consideraba debía responder a las necesidades de la sociedad, con la cual buscó establecer un diálogo desde la escena", escribió Juan Hernández, para el suplemento cultural Confabulario.

Fundó y dirigió los grupos Andamio, Barro Rojo y Proyecto Coyote en México.

Fue Jefe del Departamento de Danza de la Universidad Autónoma de Guerrero en México, integró el consejo de danza del Consejo Nacional para la Cultura y las Artes en México.

Su carrera fue reconocida en varias ocasiones en el país, pues recibió galardones como el Premio Nacional de la Danza INBA-UAM México en 1982; el Premio Bellas Artes de Coreografía en 1987; el Premio Nacional a la Creación Coreográfica, por el gobierno del Estado de Veracruz, el Instituto de Cultura y el H. Ayuntamiento del mismo estado en el año 2000 y el Premio Nacional Guillermina Bravo a la trayectoria artística en 2004.

El INBAL y Danza UNAM lamentaron la muerte del bailarín.

"De postura clara y espíritu crítico, Arturo Garrido Puga, maestro, coreógrafo y bailarín, sabía conmover a través de un arte político, congruente con su poética radical y humanista. Proyecto Coyote en SLP, sembró esperanza. Haremos recuento de su obra. Abrazos a su familia. QEPD", escribió Lucina Jiménez, directora del INBAL.

Además de su quehacer en el escenario, Garrido Puga publicó los libros Dulcísimo Caín (1998); La danza contemporánea en México. Apuntes para otra lectura (1999); Hacia una danza de incesantes contrarios (2004); Coyote del olvido (2015).

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.