El extraño caso de Luis Fariña: el ex Racing se fue de Cerro Porteño por sufrir agorafobia

LA NACION
·2  min de lectura

El futbolista argentino Luis Fariña, quien surgió de Racing Club, llegó a un acuerdo con Cerro Porteño de Paraguay para interrumpir el contrato con la institución a causa de sufrir "agorafobia", un temor a los espacios abiertos, que no le permite jugar, indicó hoy la prensa paraguaya.

En ese sentido, pese a que no se informó oficialmente qué le sucede a Fariña, el diario La Nación de Paraguay habló de que el jugador sufre "agorafobia", temor a exponerse en espacios abiertos y con multitudes, como podría ir de compras o jugar en un estadio ante miles de personas.

Desde su llegada a Paraguay, Fariña solamente jugó 11 partidos y marcó un gol con la camiseta del Ciclón de Barrio Obrero, ante Atlántida, de tiro desde el punto penal por la Fase 1 de la Copa Paraguay de 2019.

Cerro Porteño anunció en un comunicado que "se llegó a un acuerdo con Luis Fariña con referencia a su situación contractual, dadas las circunstancias personales que le impiden desarrollar con normalidad sus actividades profesionales".

La nota continuó expresando: "Ambas partes, siguiendo principios de lealtad y buena fe, basándose en las normativas internacionales respectivas, han realizado un compromiso que permite establecer un paréntesis en el vínculo, para que la relación continúe con el tiempo, de modo de poder retomar la normalidad en el futuro".

Cerro Porteño apoyó a Fariña para colaborar con la necesidad que pudiera tener y ayudarle, además de agradecerle por su predisposición para llegar al acuerdo y desea que vuelva a la actividad lo antes posible.

Fariña, de 29 años e hijo de paraguayos, lo que le permitiría jugar para el seleccionado guaraní, vistió las casacas de Racing, Benfica y Deportivo Aves de Portugal, Baniyas de Emiratos Árabes Unidos, Deportivo La Coruña y Rayo Vallecano de España, Universidad de Chile, Asteras Trípolis de Grecia.