El expresidente Donald Trump dijo que Mark Zuckerberg cenó con él en la Casa Blanca “la semana pasada”

·2  min de lectura

Donald Trump participó en un mitin en Wilkes-Barre, Pensilvania, el sábado, donde pareció olvidar brevemente que ya no está en la Casa Blanca.

El expresidente relató una anécdota sobre el fundador de Facebook, Mark Zuckerberg, cuando sugirió por algún extraño motivo que el director general de Meta había asistido a una cena en la Casa Blanca como su invitado “la semana pasada”.

“La semana pasada, el bicho raro, es un tipo raro, Mark Zuckerberg vino a la Casa Blanca, me besó el trasero toda la noche”, dijo el presidente.

Luego continuó, imitando a Zuckerberg: “‘Señor, me encantaría cenar, señor. Me encantaría cenar. Me encantaría traer a mi encantadora esposa’. Muy bien, Mark, adelante. ‘Señor, usted es el número uno en Facebook. Me gustaría felicitarlo’. Muchas gracias, Mark. Te lo agradezco”.

La extraña historia parecía referirse al recuerdo de Trump de una cena de 2019 a la que asistieron Zuckerberg y su compañero multimillonario tecnológico Peter Thiel, conocido por financiar a candidatos de derecha, en la Casa Blanca.

No está claro por qué Trump pensó que la cena del pasado sucedió “la semana pasada”, ni si Zuckerberg de hecho elogió al presidente. The Independent se puso en contacto con Meta en busca de comentarios sobre ese asunto.

Es aún más curioso que el presidente sugiriera que el director general de Facebook le dijo que actualmente es el “número uno” en la plataforma, dado que prohibieron su cuenta desde principios de 2021.

El mitin de Trump del sábado fue su primera reunión estilo campaña desde que el FBI ejecutó una orden de allanamiento por documentos clasificados en Mar-a-Lago el mes pasado.

El peso de la investigación criminal seria y cada vez más profunda en la mente de Trump fue evidente en el mitin cuando criticó al FBI y a la administración de Biden, antes de denunciar al presidente como un “enemigo del pueblo”.

Por otro lado, el FBI y el Departamento de Seguridad Nacional advirtieron en las últimas semanas que la cantidad de amenazas contra los agentes federales en las redes sociales se disparó desde la redada de Mar-a-Lago.