Expresidente de la CRE impugnará inhabilitación impuesta por la SFP

·1  min de lectura

CIUDAD DE MÉXICO, noviembre 12 (EL UNIVERSAL).- El expresidente de la Comisión Reguladora de Energía (CRE), Guillermo García Alcocer, calificó como una injusticia, la decisión de la Secretaría de la Función Pública (SFP), por inhabilitarlo por un periodo de 10 años debido a conflicto de intereses.

En su pronunciamiento publicado a través de Twitter, García Alcocer insistió en ser inocente, por lo que aseguró que impugnará la sanción de la SFP hasta las últimas instancias.

Manifestó también que la investigación de la que fue objeto, se hizo pública antes de que iniciara, por lo que dijo, se vulneró el debido proceso.

Además indicó que al cerrarse sin observaciones la revisión de su patrimonio, constata que su "actuar ha sido siempre correcto y honesto".?"No hubo beneficio ni daño, tal como se constató en la investigación", aseguró.

Sobre el señalamiento de conflicto de intereses por el que fue sancionado, el extitular de la CRE afirmó que declaró los nombres de las personas relacionadas en lo familiar, información en la que se incluyó a un familiar en cuarto grado.

"La Ley de los órganos Reguladores Coordinados en Materia Energética habla de que los potenciales conflictos de intereses de los Comisionados sólo se pueden dan con familiares en segundo grado", puntualizó.

García Alcocer, quien dijo haberse dedicado 25 años al servicio público, aclaró que no se defenderá para obtener un cargo en el Gobierno Federal, sino para cuidar su nombre.