Explosión de casos de Covid en el mundo: récords en EE.UU., Francia, Italia y Gran Bretaña

·5  min de lectura
Una enfermera trabaja en una unidad de terapia intensiva de Covid-19 en el hospital Delafontaine AP-HP de Saint- Denis, en las afueras de París
ALAIN JOCARD

NUEVA YORK- El mundo entra en la cuenta regresiva de Año Nuevo con una cantidad superlativa de casos de Covid-19, que alcanzó récords en muchos países, una crisis de nuevo cuño que la Organización Mundial de la Salud (OMS) diagnosticó como un “tsunami de contagios”.

Casi dos años después de que China informara por primera vez de un grupo de casos de “neumonía vírica” en la ciudad de Wuhan, el coronavirus, que muta periódicamente, vuelve a causar estragos a gran escala y obliga a los gobiernos a replantearse sus normas de cuarentena y de pruebas.

Estados Unidos, Francia, Gran Bretaña e Italia batieron nuevos récords de casos desde el comienzo de la pandemia, cerrando un 2021 que comenzó con la esperanza de las campañas de vacunación, y culmina con la inquietud por la variante ómicron, el nuevo rival de la salud pública.

Pero ómicron no será la única convidada de piedra de la mesa de fin de año. La variante delta, algo más antigua y mucho más peligrosa, sigue sumando contagios y las dos son grandes responsables del brote. “El riesgo global relacionado con la nueva variante ómicron permanece muy elevado”, alertó este miércoles la OMS en su informe semanal, al señalar que su crecimiento requiere “un período de dos a tres días para duplicarse”.

El director general de la Organización Mundial de la Salud, Tedros Adhanom Ghebreyesus
El director general de la Organización Mundial de la Salud, Tedros Adhanom Ghebreyesus


El director general de la Organización Mundial de la Salud, Tedros Adhanom Ghebreyesus

De acuerdo a la agencia de la ONU, en 2021 murieron 3,5 millones de personas por la pandemia, frente a los menos de dos millones que fallecieron en 2020. En cuanto a la disparada de casos, los contagios subieron un 11% a nivel mundial la semana pasada respecto de la anterior.

El director general de la organización, Tedros Adhanom Ghebreyesus, se dijo “muy preocupado porque ómicron, que se propaga al mismo tiempo que delta, está provocando un tsunami de casos”. También insistió en la necesidad de vacunarse y aseguró que “los no vacunados tienen mayor riesgo de morir por la enfermedad, sea cual sea su variante”.

Tedros repitió que ómicron presenta un riesgo “muy alto” y podría hundir los sistemas de salud, una presión que ya se hace presente en Estados Unidos. El promedio semanal de casos marcó el martes un récord de 267.000 contagios, entre delta y ómicron, lo cual viene exigiendo al máximo los sistemas hospitalarios en varios estados.

El 73% de los estadounidenses tienen una sola dosis de la vacuna, menos del 62% las dos y solo el 20% la tercera de refuerzo, pese a que el gobierno de Joe Biden llama todas las semanas a vacunarse para frenar esta nueva ola que ya nadie duda superará en número de contagios, al menos, a la de principio de año, cuando el pico semanal fue 252.000.

Enero será un mes muy, muy difícil. La gente debería prepararse para un mes en el que muchas personas se infectarán”, alertó el decano de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Brown, Ashish Jha, en declaraciones a la cadena CNN. “Estados Unidos podría fácilmente ver hasta medio millón de casos diarios entre la semana que viene y los próximos diez días”, había advertido el domingo pasado. Al inicio del brote, la variante dominante era delta, pero ya ómicron representa el 59% de los nuevos casos.

Un centro de vacunación en San Francisco, California (Archivo)
Un centro de vacunación en San Francisco, California (Archivo)


Un centro de vacunación en San Francisco, California (Archivo)

California se convirtió en el primer estado del país en superar los cinco millones de contagios desde el inicio de la pandemia. Dada la emergencia, las autoridades de San Francisco cancelaron el show de fuegos artificiales de Año Nuevo como “medida proactiva para proteger mejor a los trabajadores esenciales que están en la primera línea”.

Pero el problema no se limita a California. La rápida propagación de ómicron, la variante más contagiosa hasta el momento, está causando que muchos hospitales del país alcancen picos históricos de asistencia por Covid-19.

Los estados de Michigan, Vermont, Maine y New Hampshire alcanzaron su máximo histórico de hospitalizaciones por coronavirus este mes. Washington, Ohio, Indiana y Delaware también experimentan cifras de internaciones cercanas a los mayores registros desde que comenzó la pandemia. Esta no es la primera vez que una ola global de la pandemia pega especialmente en Estados Unidos. El país es el que más contagios registró en estos dos años con más 53 millones y el que más muertos tuvo con más de 820.000.

Francia, por su parte, registró un récord nacional y europeo de nuevas infecciones, con la variante ómicron como vector principal del aumento de casos en todo el continente, mientras varios otros países alcanzaron nuevos máximos. Francia notificó 208.000 casos en 24 horas, frente a su récord previo de casi 180.000 establecido el día anterior.

“Esto significa que las 24 horas del día, día y noche, cada segundo en nuestro país, dos franceses son diagnosticados positivos por el coronavirus”, dijo el ministro de Salud, Olivier Véran. “Nunca habíamos experimentado una situación así”, agregó Véran, y calificó el aumento de “vertiginoso”.

Gran Bretaña registró un nuevo récord de casos, al igual que Francia e Italia
Gran Bretaña registró un nuevo récord de casos, al igual que Francia e Italia


Gran Bretaña registró un nuevo récord de casos, al igual que Francia e Italia

Gran Bretaña notificó este miércoles un récord de 183.037 casos, 53.000 contagios por encima del máximo anterior, registrado solo un día antes. También marcó un nuevo récord Italia, el primer país europeo en ser golpeado por el coronavirus a principios de 2020, cuando la magnitud y la velocidad de la novedosa pandemia tomó a decenas de países por sorpresa y el virus se abrió camino con facilidad en un mar de reacciones de emergencia improvisadas e insuficientes.

El Ministerio de Salud italiano reportó este miércoles 98.020 casos, en alza frente a los 78.313 del día anterior. Ya antes de conocerse esas cifras, el gobierno del primer ministro Mario Draghi ordenó el despliegue de unidades del Ejército para ayudar a aplicar las pruebas de diagnóstico, en gran demanda en las regiones italianas del norte.

Las oficinas de salud alemanas notificaron 40.043 nuevos contagios en un día. Pero el ministro de Salud, Karl Lauterbach, advirtió que la incidencia podría ser dos o tres veces mayor de los registrados oficialmente debido a los retrasos en la notificación durante la Navidad.

Lauterbach volvió a hacer un llamamiento para que la gente se vacune y recordó que el refuerzo es la mejor vacuna contra ómicron y es eficaz ya después de una semana.

Agencias AP, AFP, DPA y Reuters

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.