Expertos recomiendan pruebas rápidas del COVID con hisopo en la nariz y la garganta

·5  min de lectura

La variante ómicron del coronavirus está obligando a los expertos en salud y al público en general a cuestionar todo lo que creían saber sobre el COVID-19, incluida la forma de realizar correctamente las pruebas rápidas en casa para garantizar un resultado preciso.

Todas las pruebas rápidas autorizadas para uso de emergencias en Estados Unidos requieren un vigoroso raspado con hisopo de la cavidad nasal, aunque no lo suficientemente profundo como para hacer cosquillas en el cerebro, como las primeras pruebas de PCR.

Sin embargo, cada vez hay más pruebas anecdóticas que sugieren que también es conveniente tomar una muestra de la garganta.

“Los síntomas empiezan [muy] pronto [con] la ómicron. Esto significa que existe la posibilidad de que el virus aún no esté presente en la nariz cuando se hace la primera prueba”, escribió en Twitter el Dr. Michael Mina, ex profesor adjunto de Epidemiología en la Escuela de Salud Pública T. H. Chan de la Universidad de Harvard y director científico de eMed, una empresa de atención sanitaria digital. “[El] virus puede empezar más abajo. El raspado con hisopo de la garganta [y] de la cavidad nasal pueden mejorar las posibilidades de que un hisopo recoja el virus”.

El raspado adicional “probablemente mejora la sensibilidad” de la prueba, dijo Mina, aunque “puede potencialmente causar un número ligeramente mayor de falsos positivos”.

Dado que las pruebas rápidas en Estados Unidos están diseñadas específicamente para leer muestras nasales, a algunos posibles portadores del COVID-19 les preocupa que los raspados con hisopos de garganta no sean suficientes, pero Mina dijo que las pruebas todavía son eficientes.

El Dr. Amesh Adalja, experto en enfermedades infecciosas y becario principal del Centro de Seguridad Sanitaria de la Universidad Johns Hopkins, concuerda en que hacer un raspado con hisopo de nariz y garganta cuando se hace la prueba rápida podría aumentar su sensibilidad.

“La mayoría de los virus se reproducen tanto en la nasofaringe como en la orofaringe, que son anatómicamente contiguas, y [causan] síntomas tanto en la nariz como en la garganta”, dijo Adalja al HuffPost, y añadió que las pruebas para otros virus como el de la influenza y el rinovirus son más precisas cuando se toman muestras de la garganta.

La variante ómicron es conocida por causar síntomas similares a los del resfriado que podrían afectar a todo el sistema respiratorio, pero el raspado adicional puede beneficiar más a quienes tienen dolor de garganta.

“Sin embargo, obtener muestras de ambos puede ser la mejor práctica”, dijo Adalja.

Eso sí, no piense en compartir la mucosidad de la garganta y la nariz.

Porqué los raspados con hisopos de la garganta ayudan a que las pruebas de COVID den resultados más precisos?

Dónde y cómo se reproduce la variante ómicron en el cuerpo podría explicar por qué los raspados con hisopos en la garganta pueden ayudar a que las pruebas rápidas produzcan resultados más precisos.

Un primer estudio de la Universidad de Hong Kong, que no ha sido revisado por expertos, descubrió que la variante ómicron “infecta y se multiplica 70 veces más rápido” que la variante delta en los bronquios, las principales vías de entrada de aire a los pulmones. Los investigadores afirman que este comportamiento puede explicar la alta trasmisibilidad de la ómicron en comparación con la delta.

Otro estudio no revisado por pares descubrió que la prueba con hisopos nasales PCR recogidos por uno mismo detectaron 100% de las infecciones por coronavirus causadas por la variante delta, pero solo 86% de las causadas por la ómicron. Por su parte, el raspado con hisopos en la de garganta detectaron todos los casos de ómicron y solo 71% de las infecciones por delta.

El raspado con hisopos nasales para las pruebas rápidas también puede dar resultados falsos porque no está tomando muestras correctamente, dijo al HuffPost el Dr. Purvi Parikh, alergista e inmunólogo la Allergy & Asthma Network.

“Una persona puede no obtener suficiente material de muestra para detectar el virus si hace la prueba nasal de forma incorrecta o no profundiza lo suficiente”, dijo Parikh al medio. “Mientras que si le duele la garganta, es probable que lo que esté en lo profundo de tu nariz haya llegado a la parte posterior de la garganta hacia la parte posterior de tu garganta”.

¿Cuál es la diferencia entre la prueba PCR y la prueba rápida?

Las pruebas PCR funcionan tomando una pequeña muestra de material genético del coronavirus y replicándolo ”miles de veces para que pueda ser detectado más fácilmente”, dicen los investigadores de la Facultad de Medicina de la Universidad Johns Hopkins. Requieren técnicos de laboratorio capacitados y un equipo especial que solo tienen algunos centros de pruebas.

Las pruebas también tardan al menos una hora —pero probablemente más— en procesar las muestras, y es posible que los resultados de la prueba PCR demoren varios días.

Las pruebas rápidas, en cambio, se presentan en kits con anticuerpos producidos en el laboratorio que se adhieren a las proteínas que se encuentran en la superficie de las partículas de coronavirus en las muestras de los pacientes. Cualquiera puede realizar la prueba, que puede llevarse a cabo en cualquier lugar y que ofrece resultados en 15 minutos.

“Lo que determinamos fue que, aunque la prueba PCR puede ser mejor desde una perspectiva clínica, ya que es básicamente 100% certera al detectar (el coronavirus), la prueba rápida de antígenos parece ser mejor desde el punto de vista de salud pública por su facilidad de uso y porque ha demostrado tener suficiente precisión, especificidad y fiabilidad para detectar el coronavirus en un entorno de gran volumen”, dijo en un comunicado de prensa el Dr. James Ficke, profesor de Cirugía Ortopédica de la Facultad de Medicina de la Universidad Johns Hopkins.

Ficke es el autor principal de un estudio que descubrió que las pruebas rápidas de COVID-19 son más eficaces de lo que se pensaba.

Por lo general, las pruebas rápidas de antígenos detectan niveles más altos de coronavirus, lo que significa que un resultado positivo puede revelar que una persona es muy contagiosa, dicen los expertos. Sin embargo, tienen un mayor índice de falsos negativos que las pruebas PCR, que son más sensibles y detectan niveles más bajos de coronavirus, escribió el Dr. Robert Shmerling, profesor adjunto de Medicina de la Facultad de Medicina de Harvard, en Boston, en una entrada del blog de Harvard.

Aun así, “un resultado negativo sugiere que hay muy poco virus para infectar a otros, al menos en el momento de la prueba”, dijo.

Nuestro objetivo es crear un lugar seguro y atractivo para que los usuarios se conecten en relación con sus intereses. Para mejorar la experiencia de nuestra comunidad, suspenderemos temporalmente los comentarios en los artículos.