Exministro brasileño vuelve al Senado y persisten las dudas sobre combate a covid

·2  min de lectura

Brasilia, 20 may (EFE).- El exministro de Salud de Brasil Eduardo Pazuello compareció este jueves por segunda vez ante una comisión del Senado que investiga la gestión del Gobierno ante la pandemia de coronavirus y volvió a dejar serias dudas sobre su actuación.

La audiencia fue continuación de otra celebrada la víspera por la comisión, que intenta determinar si el Gobierno del ultraderechista Jair Bolsonaro fue omiso frente al avance de una pandemia que ya ha matado a 441.000 brasileños y sigue descontrolada en el país, uno de los más afectados del mundo.

Pazuello, general del Ejército que ejerció como ministro entre mayo de 2020 y el pasado marzo, no terminó de aclarar los fallos en el suministro de oxígeno hospitalario registrados en enero pasado en el estado Amazonas y tampoco la insistencia del Gobierno en el uso de cloroquina para el tratamiento anticovid, entre otros puntos.

Sobre la crisis en Amazonas, donde cientos de pacientes murieron por asfixia en los hospitales, Pazuello admitió que se planteó una intervención federal en ese estado, pero dijo que en una reunión encabezada por Bolsonaro se decidió que las autoridades locales estaban "en condiciones" de lidiar con la situación.

Asimismo, Pazuello no supo explicar los atrasos en las compras de vacunas, que en Brasil todavía escasean, al punto de que solo un 9 % de los 210 millones de brasileños recibió la segunda dosis requerida y en torno al 18 % tiene apenas la primera.

Las inquisitivas quejas de la oposición, que es mayoría entre los 11 miembros de la comisión, generaron reacciones entre senadores del oficialismo y la audiencia fue interrumpida varias veces por fuertes embates de tinte ideológico con la pandemia como excusa.

El instructor de la comisión, Renan Calheiros, responsable de la redacción del informe que resultará de la investigación, fue más allá y acusó a Pazuello de ofrecer "un espectáculo nunca visto" de "contradicciones, omisiones y mentiras".

Calheiros presentó un estudio hecho por sus asesores sobre la declaración que el exministro prestó a la comisión este miércoles y dijo que fueron comprobadas al menos "catorce oportunidades" en las que "mintió flagrantemente" o negó declaraciones que él mismo había dado públicamente cuando estaba en el Gobierno.

En algunos de esos casos, registrados en videos, el general, junto al presidente Bolsonaro, negaba que el uso de máscaras o el distanciamiento social fueran efectivos para reducir los contagios.

Sin embargo, frente a la comisión, Pazuello reiteró una y otra vez que es "totalmente favorable" a esas medidas y aseguró que en su gestión fueron "ampliamente recomendadas", aunque no fue capaz de probarlo.

Frente a esas contradicciones, Calheiros llegó a declarar que los senadores estaban ante una "nueva cepa de la desinformación", que definió como "el negacionismo del negacionismo".

(c) Agencia EFE