Las fotos de Barack Obama que, según su exfotógrafo, nunca se le podrán tomar a Trump

Elisabetta Bianchini

Pocos días antes de celebrarse las elecciones presidenciales de Estados Unidos, la nueva película The Way I See It detalló las reflexiones de Pete Souza, el exfotógrafo oficial de la Casa Blanca, sobre las administraciones de Barack Obama y Ronald Reagan, así como las diferencias entre estas y el mandato de Donald Trump.

La película dirigida por Dawn Porter, parte del Festival Internacional de Cine de Toronto (TIFF) de 2020, destaca la importancia del respeto que debe tenerse por la oficina de la presidencia y afirma que la empatía hacia los ciudadanos de Estados Unidos es fundamental para el mandatario que ostente dicho cargo. Este mensaje se enfatiza al dar una mirada retrospectiva a algunas de las fotografías más impactantes e interesantes tomadas durante la trayectoria profesional de Souza en la Casa Blanca.

“Quiero que las personas reflexionen sobre qué tipo de ser humano desean tener como presidente”, declaró Souza en una entrevista para Yahoo Canada. “¿Deseamos a un líder seguro de sí mismo, respetuoso, digno de confianza, con principios éticos y morales o, queremos a un mandatario que miente, intimida a otras personas y que considera que la presidencia gira en torno a sí mismo?”.

“Estas son las dos alternativas entre el presidente actual y Joe Biden. Ya que Joe Biden posee las mismas cualidades de liderazgo y valores humanos que siempre demostró Barack Obama y que, lamentablemente, Donald Trump no exhibe en lo absoluto”.

Duras críticas a Trump

Souza, quien posiblemente ha fotografiado a los presidentes demócratas y republicanos más destacados de la historia de Estados Unidos (aunque colaboró significativamente en mayor medida con Obama), nunca deseó protagonizar un documental. Sin embargo, captó la atención de Laura Dern y su equipo de producción cuando asistieron a una de las charlas de Souza sobre sus libros y finalmente lo convencieron de participar.

El legendario fotógrafo prefería no expresar sus opiniones políticas, pero cuando Trump se convirtió en presidente de Estados Unidos, decidió romper su silencio y denunciar las conductas y la retórica con las que disentía. Souza causó furor en las redes sociales cuando comenzó a usar imágenes de Obama para comparar a los dos presidentes en Instagram y, con el tiempo, las compiló en su libro: “Shade: A Tale of Two Presidents”.

Si bien la película aborda en detalle las críticas a Trump, también muestra un marcado contraste entre las fotos de Trump, en comparación con las de Obama. Sousa capturó momentos auténticos, emotivos y humanos de Obama que, aparentemente, nunca manifiesta el presidente Trump.

“No sé si realmente tiene este tipo de sentimientos”, comentó Souza. “La única que vez que lo vimos presuntamente consolando a familiares de víctimas fue después de dos tiroteos masivos en Ohio y Texas. Posteriormente, mostraron prácticamente todo el material grabado tras bambalinas de ese acontecimiento y lo que pudimos constatar fue que, para él, todo giraba en torno suyo, deseaba ser tratado como una estrella de rock y que realmente no consoló a nadie”.

“Simplemente, no posee la más mínima empatía ni compasión. No es su naturaleza. Para Trump, solo él debe ser el centro de atención y los demás son irrelevantes. No sé si existan este tipo de imágenes, ya que no es el tipo de persona que él es”.

La importancia de la fotografía en la historia

Si alguien dudaba del poder de una fotografía, The Way I See It muestra de forma irrefutable que las fotografías de Souza, tanto de momentos dichosos como de ocasiones devastadoras, pueden influir en las emociones de los espectadores.

Algunas de las muchas imágenes destacadas de Obama incluyen al expresidente de Estados Unidos y a otros funcionarios en la Sala de Situaciones de la Casa Blanca durante la redada a Bin Laden. Otra del pequeño Jacob Philadelphia, de cinco años, tocando el cabello de Obama en el Despacho Oval. Y diversas fotografías conmovedoras de Obama con sus hijas y su esposa, Michelle. Otro de los libros de Souza, "Obama: An Intimate Portrait", es una biografía visual de la presidencia de Obama.

“[La fotografía] puede evocar emociones de una manera más visceral que el video”, explica Souza. “Todas las personas vinculan sus propias historias de vida y prejuicios con una fotografía, pero al mismo tiempo es un lenguaje universal y considero que todos podemos sentirnos identificados con una imagen y reconocer que es auténtica en cuanto la vemos”.

Estas imágenes no solo son hermosas, también dan forma a la historia, ya que capturan instantes en el tiempo para que las generaciones futuras los analicen, se informen y aprendan.

Con vistas al futuro, si Biden se convierte en el siguiente presidente de Estados Unidos después de las elecciones de noviembre, Souza tiene pensado llamarlo y “recordarle que el trabajo del fotógrafo oficial de la Casa Blanca es documentar la presidencia para la historia”.

“Para lograrlo, Biden necesita facilitar a su fotógrafo el tipo de acceso que yo disfruté con Obama”, dijo Souza. “La administración de Biden puede decidir hacer públicas las imágenes o no, pero para fines históricos, debe asegurarse de que su fotógrafo tenga el acceso adecuado y confío en que Biden lo entenderá”.